El episodio “Truth” (1×05) de Falcon y el Soldado de Invierno (The Falcon and the Winter Soldier, Malcolm Spellman, desde 2021), disponible en Disney Plus, nos había preparado para un final explosivo de la miniserie o, quizá, de su primera temporada según lo que se ha dicho de posibles ideas para una segunda. Cada uno de los personajes se había ido posicionando para ello, y es lo que nos ofrecen en el sexto capítulo, “One World, One People”.

Volvemos a Nueva York, escenario principal de películas como Los Vengadores (Joss Whedon, 2012) o, por supuesto, Spider-Man: Homecoming (Jon Watts, 2017). Y el primer aldabonazo es ver a Sam Wilson (Anthonie Mackie) con su traje nuevo del Capitán América, el imprescindible escudo de vibranium y sus alas habituales. Cortesía de Wakanda.

Y no pierden el tiempo en absoluto: la primera pelea se produce muy pronto, con uno de esos villanos recuperados para la ocasión. Y lo que nos brindan a partir de ese momento es el gran espectáculo superheroico que realmente queríamos ver para el fin de Falcon y el Soldado de Invierno o su tanda inicial de episodios, la pura trepidación a la que nos tienen acostumbrados en esta saga, el sencillo gusto por la acción más sensacional del Universo Cinematográfico de Marvel.

El espectáculo y la elocuencia marvelitas

Disney Plus

Todos los personajes de importancia que habían intervenido en esta serie de Disney Plus, excepto el más carismático, se dan cita en esta larga secuencia durante la que el sostenido enfrentamiento nos da escalofríos, nos dan ganas de animar a los protagonistas y alguien, inesperadamente, parece redimirse.

Y, en el interludio, nos revelan la identidad de un oscuro personaje sobre la que ya se había especulado con acierto, por lo que se repite lo ocurrido en WandaVision (Jac Schaeffer, 2021) en relación a la villana fundamental de dicha miniserie: los seguidores de las aventuras marvelitas no tienen un pelo de tontos. Aunque a veces se nos vaya la olla un pelín con la intervención de demonios interdimensionales, cosa para la que, por fortuna, no había material en Falcon y el Soldado de Invierno (The Falcon and the Winter Soldier).

Date de alta en Disney Plus ahora y ahorra gracias a la suscripción anual, con la que podrás disfrutar de todo su catálogo de series y películas. Incluye acceso ilimitado a todos los estrenos y a Star. También podrás ver el contenido de Marvel y Star Wars y las grandes películas de animación de Pixar.

Pero la tragedia parecía inevitable, y Malcolm Spellman y su equipo no la eluden. Porque no hay honestidad en los finales muy felices. Y lo que le sigue es un discurso inspirador que nos pone los pelos de punta y deja muy claro que Sam Wilson es un digno sucesor de Steve Rogers (Chris Evans) como Capitán América.

‘Falcon y el Soldado de Invierno’ es mejor que ‘WandaVision’

Disney Plus

Tras todo este lío, falta darle las últimas puntadas a los hilos pendientes. De eso se ocupa ese personaje carismático que no había intervenido, pero a través de su propio reverso tenebroso de Alfred Pennyworth. Por otro lado, John Walker (Wyatt Russell) llega a ser quien debía gracias a la ambigua condesa Valentina Allegra de Fontaine (Julia Louis-Dreyfus), lo que supone una promesa de que podremos volver a verles a los dos tras Falcon y el Soldado de Invierno, en alguna de las próximas películas o las series de televisión del Universo Cinematográfico de Marvel.

Pero lo mejorcito es lo estupendamente que nos hace sentir cómo Bucky Barnes (Sebastian Stan) se atreve a completar su lista de la redención, y lo que Sam Wilson hace por Isaiah Bradley (Carl Lumbly), que nos emociona mucho.

Se insiste en la consciencia del racismo que aún pesa demasiado en la sociedad estadounidense, y se le da una respuesta muy apropiada a ello. Lo cual contribuye de un modo no determinante a que, en definitiva, esta segunda ficción seriada sobre los superhéroes de Marvel en Disney Plus resulte más satisfactoria de WandaVision. El drama sitcómico de la Bruja Escarlata (Elizabeth Olsen) era curioso y enigmático en mayor medida y su villana, más juguetona e interesante, no cabe duda.

Pero se nos revela evidente que Falcon y el Soldado de Invierno (The Falcon and the Winter Soldier) construye su travesía mucho mejor y aprovecha más sus recursos y también el tiempo de que dispone en sus, por ahora, seis episodios. Y, paradójicamente, consigue conmovernos más en última instancia. Que continúen por este camino.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.