Videojuegos

The Division 2

En un mercado basado en el ‘hype’, las promesas de Stadia no son suficientes

Probamos PlayStation Now: ¿merece la pena?