Horas antes de que arranque el primer Samsung Unpacked de 2019 –en el que se presentarán, muy probablemente, los nuevos Galaxy S10 y Galaxy Fold–, Xiaomi ha anunciado en su país natal el primer producto de alta gama para este año: el Xiaomi Mi 9.

Este nuevo smartphone, como ya anticipó la marca a través de redes sociales, destaca en tres aspectos fundamentales: potencia, fotografía y seguridad.

El cerebro más poderoso

Si sacamos de la ecuación al Apple A12, el microprocesador presente en el Xiaomi Mi 9 (Snapdragon 855) es el más avanzado de la industria actual. Su CPU es un 45% más potente que la generación anterior; su GPU es un 20% más poderosa que antes; y, además, su nueva unidad de procesamiento neural ofrece un rendimiento hasta tres veces más alto que en el Snapdragon 845.

A este microprocesador le acompañan 6 u 8 GB de memoria RAM –dependiendo de la configuración seleccionada por el cliente–. Unas cifras similares a las que se esperan en los principales smartphones de alta gama de 2019.

Detrás de todos estos componentes se encuentra una batería de 3.300 mAh de capacidad, un sistema de carga rápida alámbrica de hasta 27W de potencia y una bobina inductiva capaz de realizar carga inalámbrica con hasta 20W de potencia.

Un lector de huellas que reemplaza al ‘notch’

Mientras que el Mi 8 presentaba una muesca en la zona superior –que escondía, entre otras cosas, un sistema de desbloqueo facial más avanzado–, el Mi 9 lo hace con un diminuto notch en forma de gota. Este cambio ha sido posible gracias, por una parte, a la eliminación de cualquier sistema de desbloqueo facial avanzado, y, por otra parte, a la inclusión de un lector de huellas dactilares bajo la pantalla.

La eliminación de la muesca superior ha permitido, junto con el adelgazamiento del borde inferior, incrementar el ratio de pantalla, que ahora ocupa una mayor área del frontal. Se trata de un panel Super AMOLED de 6,4 pulgadas con una resolución de 1.080 x 2.280 píxeles y una proporción de 19:9. Xiaomi promete que este panel ofrece, en condiciones normales, un brillo cercano a los 600 nits y un nivel de contraste muy alto. Bajo entornos muy luminosos, además, el Mi 9 puede incrementar el brillo de su pantalla hasta en un 39% –alcanzando hasta 834 nits– y adaptar de forma dinámica el contraste para facilitar la lectura.

Triple cámara gobernada por un sensor de 48 megapíxeles

En la zona posterior, además de un degradado de color bastante llamativo –y, en algunos casos, similar al de Huawei y Honor–, se encuentra un conjunto de tres cámaras que, según Xiaomi, representa un avance significativo respecto a sus generaciones anteriores.

El sensor principal tiene un tamaño de 1/2", 48 megapíxeles de resolución y está fabricado por Sony. Este componente permite hacer uso de la tecnología Pixel Binning, que agrupa cuatro píxeles adyacentes para componer un único píxel de 1,6 micras de tamaño. Xiaomi asegura que, gracias a esta tecnología, el sensor puede capturar hasta cuatro veces más luz que cada uno de esos píxeles de forma individual. La cámara principal, además, tiene una lente con apertura f/1,8.

El resto del pack está compuesto por una cámara de 16 megapixeles con una lente gran angular de apertura f/2,2; y una cámara de 12 megapíxeles con un teleobjetivo.

Precios y disponibilidad

Por el momento, Xiaomi solo ha comunicado los precios de venta del producto en China. Allí se podrá adquirir el modelo de 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento por 2.999 yuanes (390 euros al cambio). El modelo de 8 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento se comercializará por 3.299 yuanes (432 euros al cambio).

El próximo sábado 24 de febrero, Xiaomi ha organizado un evento de presentación previo al Mobile World Congress –que dará comienzo dos días más tarde en Barcelona–. La compañía podría proporcionar más detalles sobre su comercialización en Europa y otros mercados durante dicha ceremonia.