Logo de Apple
– Oct 29, 2020, 22:08 (CET)

Apple cosecha unos grandes resultados trimestrales con los Mac batiendo su récord histórico de ingresos

Los resultados del último trimestre del año fiscal de Apple se enmarcan dentro de un atípico periodo.

Apple ha dado a conocer este jueves los resultados en materia fiscal del Q4 2020, el trimestre que aglutina los meses de julio, agosto y septiembre. Uno más extraño que el de años anteriores porque no refleja ni de soslayo las ventas de los nuevos modelos de iPhone, el producto más popular de la firma.

La llegada de los iPhone 12 y 12 Pro no se ha producido este curso en septiembre, como dictaba la norma hasta el momento, sino que la empresa de Cupertino se ha visto obligada a posponer su lanzamiento hasta octubre. La pandemia del coronavirus ha cambiado el calendario de novedades de la tecnológica, afectando así también a la repercusión fiscal.

No obstante, sí se reflejan en este lapso de tiempo las primeras semanas de comercialización del nuevo iPad (2020) y los Apple Watch Series 6 y SE, que tomaron el lugar de los iPhone en el ciclo de renovaciones anuales.

Apple Q4 2020: lo que dicen los números

La suma total de los ingresos de la compañía a lo largo de los citados tres meses es de 64.698 millones de dólares. Supone un leve aumento respecto a la misma horquilla temporal de 2019, a pesar de la ausencia del iPhone como vector de empuje.

Según el la división de producto, estos ingresos quedan repartidos de la siguiente manera para Apple:

  • iPhone: 26.444 millones de dólares.
  • Mac: 9.032 millones de dólares.
  • iPad: 6.797 millones de dólares.
  • Wearables, hogar y accesorios: 7.876 millones de dólares.
  • Servicios: 14.549 millones de dólares.

La tendencia del trabajo en remoto

Tal y como se apreciaba ya en los anteriores resultados, la pandemia también ha tenido repercusiones positivas en las cuentas de Apple. Las ventas de Mac y iPad han aumentado en los tiempos recientes, lo que se asocia como una consecuencia del teletrabajo y el aislamiento vividos alrededor del mundo.

Tanto es así, que los ordenadores que firma la tecnológica de Cupertino alcanzan este trimestre su número de ingresos generados más alto de toda la historia de la compañía. Un hecho que contrasta con la cifra inusualmente baja de ingresos en la categoría del iPhone, un pequeño parón antes de que una subida que se espera muy pronunciada en el próximo trimestre, cuando sí se reflejen las ventas de los nuevos modelos.

"Apple culminó un año fiscal definido por la innovación frente a la adversidad con un récord en el trimestre de septiembre, liderado por récords históricos para Mac y Servicios", ha dicho Tim Cook, CEO de Apple. “A pesar de los impactos continuos de la COVID-19, Apple se encuentra en medio de su período de presentación de productos más prolífico hasta la fecha, y la respuesta temprana a todos nuestros nuevos productos, liderada por nuestra primera línea de iPhone compatible con 5G, ha sido tremendamente positiva. Desde el aprendizaje remoto hasta la oficina en casa, los productos de Apple han sido una ventana al mundo para los usuarios a medida que continúa la pandemia, y nuestros equipos han satisfecho las necesidades de este momento con creatividad, pasión y el tipo de grandes ideas que solo Apple puede ofrecer."

Nuevos Mac a la vuelta de la esquina

El récord que alcanza la división de los Mac no podía llegar en un mejor momento para Apple. La empresa anunciaba el pasado mes de junio en su conferencia para desarrolladores WWDC 2020 que comenzaría a fabricar sus propios procesadores para los ordenadores de la firma, con la transición de Intel a estos nuevos ARM comenzando este mismo año.

Contar con una tracción de este nivel en los Mac sin haber sido presentada aún oficialmente su primer ordenador bajo el nuevo escenario permite augurar un ciclo realmente interesante para dicha división. Al respecto, Cook ha afirmado que se encuentran preprando más productos para ser lanzados antes del final de 2020, anticipando la llegada de estas máquinas.

Servicios y la pandemia en casa

Como cada trimestre, la división de Servicios es una de las que más miradas recaba en los resultados de la empresa. Esta división, que casi no ha dejado de crecer –con la honrosa excepción del trimestre pasado– desde su lanzamiento, no hace sino reforzar su relevancia en el núcleo de la compañía a lo largo del tiempo.

A los recientemente añadidos Apple TV+, Apple Arcade y Apple News+, la tecnológica californiana sumaba otros dos este trimestre: Apple Fitness+, un servicio integrado con los relojes inteligentes de la casa para continuar expandiendo su enfoque en la salud; y Apple One, una opción para agrupar los diferentes servicios en paquetes de suscripción más económicos.

Un empuje notable a diferentes niveles que se traduce en 14.549 millones de dólares en ingresos, continuando la tendencia alcista de la gráfica. A pesar de ello, no parece que la llegada de TV+, su apuesta más ambiciosa, haya conseguido agregar todavía un valor altamente diferencial a la misma.