Julian Assange, carismático y controvertido fundador de WikiLeaks, vuelve a los medios. Esta vez no por algo relacionado con persecuciones politicojurídicas sino porque según ha informado la propia plataforma de filtraciones en un comunicado Assange se nos mete a presentador de televisión.

En el programa Assange entrevistará a “voces de la polémica” de diferentes partes del mundo -desde políticos hasta pensadores- que por alguna razón están jugando un papel relevante en este marco de convulsos cambios sociales y políticos que estamos viviendo para proporcionar “una ventana abierta al mundo del mañana”. En palabras del del fundador de WikiLeaks:

A través de este programa exploraré las posibilidades de nuestro futuro conversando con aquellas personas que le están dando forma. ¿Nos dirigimos hacia la utopía o la distopía, y cómo podemos configurar nuestro camino? Esta es una excelente oportunidad para discutir la visión de mis invitados en un nuevo formato de programa que examinará sus filosofías y problemas de una manera mucho más profunda y clara de lo que se ha hecho hasta ahora.

La primera temporada del programa constará de diez capítulos de media hora cada uno que se irán emitiendo semanalmente. ¿Dónde? Pues por el momento no se sabe en qué países se emitirá ni en qué cadenas. Lo que sí ha trascendido es que ya se han concedido licencias para su emisión en estaciones de televisión por cable, satélite y terrestres, que el programa comenzará a emitirse a mediados de marzo y que llegará a 600 millones de espectadores.