Al parecer, el 2023 comenzará con despidos en Tesla. Así lo indica un reciente informe de Electrek, que cita a personas con conocimiento de la situación. El fabricante de coches eléctricos perteneciente a Elon Musk ya le habría informado al personal sobre la medida, que será acompañada por un freno en la contratación de nuevos empleados.

Por el momento, se desconoce cuántos empleados se verían afectados por los despidos. Ni tampoco si el recorte del staff afectará a un área en especial, o si se verá reflejado en todas las divisiones de la compañía. Lo que sí se indica es que la determinación se haría efectiva durante el primer trimestre del próximo año.

La información se da a conocer en un momento en el que la acción de Tesla no está pasando su mejor momento. El precio de la misma ha caído más de un 65% en lo que va del año, habiendo alcanzado su pico (399,92 dólares) el 3 de enero pasado. Ayer, 20 de diciembre, la cotización en el NASDAQ cerró 137,80 dólares.

Elon Musk ha culpado varias veces a los factores macroeconómicos por el desplome de la cotización de la acción de su compañía. Aunque el malestar entre los accionistas ha crecido considerablemente desde que el magnate compró Twitter, máxime porque tuvo que vender una gran cantidad de acciones para afrontar la transacción.

Tesla prepara más despidos

Gigafactory Shanghai de Tesla | Elon Musk
Gigafactory Shanghai de Tesla

De todos modos, que Tesla planifique nuevos despidos no es noticia nueva. En junio pasado, la compañía dejó sin trabajo a 200 empleados que formaban parte del equipo del Autopilot. La mayoría de los afectados en esa oportunidad se dedicaban al análisis de datos y se desempeñaban en las instalaciones de la compañía en California.

En tanto que exempleados de la Gigafactory de Tesla en Nevada demandaron a la compañía por supuestos «despidos masivos e ilegales». De acuerdo con la presentación judicial, la firma de Elon Musk había dejado sin trabajo a unas 500 personas sin notificarles con la anticipación suficiente.

Semanas antes de estos eventos, el magnate había justificado su plan de despidos de un modo bastante peculiar. Había dicho que tenía un «muy mal presentimiento» sobre la situación económica; lo que también había motivado al congelamiento de las nuevas contrataciones.

A la espera de las cifras del cuarto trimestre

Tesla, fábrica de Fremont, California, epicentro de una nueva demanda por acoso

Si, efectivamente, el 2023 comienza con nuevos despidos en Tesla, habrá que ver si no responden a algo más que un reordenamiento ante el panorama económico global. ¿Puede el corte de personal ser la respuesta a un mal desempeño en el cuarto trimestre de 2022? Por lo pronto, es imposible saberlo. Tendremos que esperar hasta enero, cuando la compañía anuncie las cifras del período octubre-diciembre, para saber si es así o no.

Durante el Q3 de 2022, Tesla volvió a mostrar números muy fuertes en la comparación interanual. Incluso a pesar de los graves inconvenientes que ha tenido la empresa en China por los bloqueos ante los rebrotes de coronavirus. Entre julio y septiembre, el fabricante de coches eléctricos tuvo ingresos un 56% más altos en comparación con el mismo período del año anterior; en tanto que los beneficios fueron un 103% más altos.

Además, la compañía fabricó 365.923 vehículos y entregó 343.830 durante el tercer trimestre. Pero pese a ser grandes cifras, no calmaron las dudas de los analistas. Que Tesla entregara unos 20.000 coches menos que los fabricados, sumado al recorte de hasta un 9% de sus precios en China, llevaron a pensar que podrían ser los primeros signos de una caída en la demanda del público. Por supuesto que Elon Musk no tardó en salir al cruce de los temores. «Venderemos cada automóvil que fabriquemos», dijo.

El rendimiento de Tesla en el cuarto trimestre podría ser clave para analizar el panorama de cara a 2023, con la amenaza de nuevos despidos ya presente.

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario