Apple ha dado a conocer este lunes todos los detalles sobre la comercialización del Apple Watch Series 7, el nuevo reloj inteligente de la compañía. Las reservas del mismo arrancarán el próximo viernes 8 de octubre a las 5 de la mañana PDT –que equivalen a las 14:00 en España–. La venta del producto, en cambio, dará comienzo en todos los distribuidores habituales una semana más tarde –el 15 de octubre–.

En Estados Unidos, la variante más económica del Apple Watch Series 7 –la de 41 milímetros en aluminio sin conectividad 4G– se venderá por 399 dólares. En España, esa misma versión tendrá un precio de 429 euros. La compañía, por el momento, no ha comunicado el precio del resto de versiones.

La pantalla crece en el Apple Watch Series 7

El Apple Watch Series 7 destaca principalmente por tener una pantalla más grande que la de su predecesor. Los marcos que la rodean, además, son más delgados que antes, lo que permite que el panel crezca sin que la caja del reloj lo haga proporcionalmente.

Como ocurrió con el Apple Watch Series 4 –que también incrementó el tamaño de pantalla respecto al modelo previo–, Apple ha modificado la nomenclatura de los dos tamaños que habitualmente ofrece de cada reloj. El nuevo modelo, por lo tanto, estará disponible en versiones de 41 mm y 45 mm, un incremento de una unidad respecto a los 40 y 44 mm de la generación previa.

El diseño exterior del producto, salvo por la citada pantalla, es bastante similar al del Apple Watch Series 6, pese a que los rumores previos a la presentación indicaban un importante rediseño de la caja. Y sí, las correas de los modelos anteriores también son compatibles con este nuevo Apple Watch Series 7.

Otro de los cambios interesantes lo encontramos en la velocidad de carga, que es un 33% más rápida que en la generación anterior. Apple asegura que el nuevo sistema es capaz de entregar ocho horas de monitorización de sueño en ocho minutos.

El nuevo modelo también promete resistir mejor gracias a la incorporación de un cristal más duradero y la certificación IP6X frente a polvo, algo que ningún otro Apple Watch previo tenía. Estas virtudes se suman a la conocida resistencia al agua (hasta 50 metros de profundidad).

También permanecen sensores como el de oxígeno en sangre, el de ritmo cardíaco o el electrocardiograma, así como la autonomía de 18 horas o la pantalla Always-On. Eso sí, el panel ahora es capaz de brillar más cuando está en reposo.

El Apple Watch Series 7 estará disponible en diferentes acabados. Los modelos de aluminio se podrán comprar en cinco nuevos colores: medianoche, blanco estrella, azul, verde y rojo. También se comercializará el reloj en versiones de acero inoxidable y titanio.