Recientemente Netflix estrenó Barrenderos espaciales como parte de sus novedades para este mes de febrero de 2021. Se trata de una película surcoreana de corte de ciencia ficción dirigida por Jo Sung-hee. Este largometraje es parte de la estrategia que la plataforma de vídeo en streming echó a andar para el presente año, pues busca dar a su público películas destacadas cada semana.

En resumidas cuentas, Barrenderos espaciales es un divertido filme que, pese a sus muchos lugares comunes nos hace pasar un buen rato. Aquí repasaremos lo que nos ha parecido. Eso sí, sin spoilers.

2092, un año terrible para la Tierra

La cinta dirigida por Jo Sung-hee se desarrolla en el año 2092, cuando el planeta Tierra se vuelve inhabitable a causa de su colapso ecológico. Por supuesto, una corporación logra construir un lugar para que lo habiten los humanos. Sin embargo, podemos adivinar bien, solo algunos privilegiados viven allí. Cabe mencionar que, en dicho año, la tecnología es muy avanzada y los viajes interplanetarios son posibles.

La aventuras en Barrenderos espaciales se desarrollan en este entorno. Así, seguiremos a un grupo muy peculiar y entrañable de barrenderos. Y es que la película aprovecha muy bien lo que en la vida real sí es una preocupación: la basura espacial. Sin muchos rodeos este punto de la historia tiene bastante sustento, pues si la Tierra entera colapsó, por qué no habría de hacerlo la órbita terrestre con sus toneladas de basura espacial.

La cinta pronto nos instala con el grupo principal, en particular con Tae-ho (Song Joong-ki). Piloto experimentado que tiene un pasado por el que lucha con vehemencia contra las circunstancias de pobreza y desigualdad de la sociedad. Tenemos también a la capitana Jang- (Kim Tae-ri) y a Tiger Park (Jin Seon-kyu), el jefe de máquinas de la astronave Victory en donde viajan y viven nuestros protagonistas. Así como a el robot Bubs (Yoo Hae-jin), un divertido personaje que sueña con ser androide.

La mezcla que funciona en 'Barrenderos espaciales'

Se dice que el propio Jo Sung-hee se inspiró en la problemática actual y real de la basura espacial para escribir Barrenderos espaciales. Con esto en mente desarrollo una época difícil para el ser humano y el planeta Tierra. Y es que el genio malvado que encabeza UTS tiene dos agendas. Pues así como ofrece un futuro prometedor, lo hace a costillas de la gente más pobre y con menos recursos, y de las cuales no tendrá reparos en hacer desaparecer.

Es curioso que una película con tantos lugares comunes del género de la ciencia ficción caiga en tan buen lugar. Y es que Barrenderos espaciales utiliza todos los clichés habidos y por haber, fórmulas que anticipamos y desenlaces predecibles. Sin embargo, todo el trayecto de esta cinta de Netflix es muy divertida y entretenida. Quizá lo que más funciona es que no ambiciona más allá de eso y, por el contrario, aprovecha sus puntos fuertes. Uno de ellos es el grupo principal de la nave Victory.

Y es que estos curiosos tripulantes de la Victory, una nave más bien modesta dentro de los propios barrenderos, mantienen un ambiente relajado y entrañable. Los personajes funcionan muy bien juntos. Nos entretienen, nos contagian de su necesidad de salir adelante y conseguir sus sueños a pesar de vivir en un sistema al que no le importa nada y se le debe hasta el aire que se respira. Sí, porque Barrenderos espaciales trata sobre los ciudadanos de a pie que trabajan día a día, añorando una vida que no solo podrían tener, sino que merecen, pero que un puñado de privilegiados jamás compartirá.

'Barrenderos espaciales', rebeldes del espacio

Así con este corte social y rebelde es que pronto estamos inmersos y entretenidos con los tripulantes de la Victory. Además, las cosas se complicarán tras encontrar a una pequeña llamada Dorothy (Park Ye-rin). Esto hará que nuestros protagonistas se sumerjan en una aventura peligrosa que irá revelando los planes siniestros del villano de la historia, el director de UTS (interpretado por John D. Michaels).

Con todo y su historia de fórmulas y clichés, Barrenderos espaciales nos espera con acción, persecuciones y una injusta lucha de clases. Esta cinta ya está disponible para todos los suscriptores de Netflix.

También en Hipertextual