Los astronautas de la NASA Michael Hopkins, Victor Glover y Shannon Walker y Soichi Noguchi, de la Agencia de Exploración Aeroespacial de Japón (JAXA), ya van camino de la Estación Espacial Internacional (EEI). A pesar de que la misión se ha retrasado un día debido a fuertes rachas de viento, según informó la NASA. El lanzamiento de SpaceX se ha realizado desde la plataforma 39A del Centro Espacial Kennedy en Florida a las 19:27 EST (18:27 en Ciudad de México; 1:27 hora peninsular).

Los cuatro astronautas pasarán en órbita alrededor de un día antes de acoplarse a la estación internacional. La tripulación se unirá ahora a otros tres compañeros en la EEI y pasarán allí seis meses. Durante este tiempo "realizarán trabajos científicos y de mantenimiento", según explicó la NASA en un comunicado de prensa hace unas semanas.

El lanzamiento estaba previsto en un principio para la noche del 31 de octubre. Sin embargo, en las pruebas anteriores se vio un fallo en los motores y por eso se había retrasado. No obstante, todo parece estar solucionado ya que esta misma semana, la NASA certificó la cápsula Dragon y el Falcon 9 de SpaceX para llevar astronautas al espacio. Y, después, un segundo retraso hasta este domingo debido a las condiciones climáticas. No obstante, todo ha salido ya según lo planeado.

Experimentos en la EEI

Los siete astronautas se dedicaran a hacer diferentes tipos de experimentos. Estos estarán relacionados con la botánica, el cáncer o la tecnología. Entre ellos, tendrán que hacer crecer rábanos en microgravedad y, aunque no lo parezca, sus hallazgos serán muy importantes. Esto se debe a que la NASA (y SpaceX, aunque en el tema experimentos no participa) tienen un ojo puesto en las futuras misiones tanto a la Luna como a Marte. La agencia estadounidense hablar de la importancia del cultivo de rábanos y otras plantas:

"Los hallazgos podrían ayudar a optimizar el crecimiento de las plantas en el espacio, así como también proporcionar una evaluación de su nutrición y sabor".

No obstante, su trabajo no solo consistirá en hacer crecer rábanos. De hecho, entre sus otros experimentos se encuentra uno muy interesante y relacionado con la leucemia. Los siete astronautas "aprovecharán la microgravedad para probar medicamentos basados ​​en ácidos ribonucleicos mensajeros (ARNm) para el tratamiento de la leucemia". Además, podrán probar el nuevo váter que han enviado a la estación hace poco.

Ahora, solo queda que los astronautas lleguen a la Estación Espacial Internacional y empiecen a trabajar. No es fácil ser astronauta, aunque parezca divertido, pero para la sociedad es muy útil. A lo largo de los últimos 20 años, se han realizado numerosas investigaciones científicas que han traído el progreso del espacio a la Tierra.