Pese a contar con radio Bluetooth en su interior, el flamante HomePod de Apple no podrá comunicarse con otros dispositivos inteligentes a través de esta conectividad. En su página de producto, el fabricante indica que este nuevo altavoz inteligente solo será capaz de operar a través de AirPlay, el protocolo de transferencia de audio desarrollado por Apple.

La situación contrasta, por ejemplo, con la de los AirPods, que sí permite el emparejamiento con otros dispositivos a través de la radio Bluetooth. La experiencia, por razones obvias, no es tan invisible y homogénea como ocurre junto a un iPhone o iPad, pero al menos sí permite su operatividad.

La compresión del audio enviado a través de Bluetooth puede ser la principal razón de esta limitación.

¿Por qué ha tomado Apple esta decisión? Una de las razones más plausibles es la calidad de audio. Al transmitir música a través de Bluetooth, la información se comprime drásticamente y la calidad, por consiguiente, decae respecto al fichero original. Haciendo uso de otros protocolos, en cambio, Apple puede elevar ese nivel cualitativo y ofrecer una mejor experiencia de uso.

Dicho esto: Sony y otras compañías especializadas en audio ya han desarrollado sistemas que permiten transmitir audio a través de Bluetooth con pérdidas de calidad casi insignificantes. Los WH-1000XM2 de Sony son un claro ejemplo.

Para hacer uso del HomePod, las únicas formas soportadas a día de hoy son:

  • Streaming de Apple Music.
  • Compras de música en iTunes.
  • iTunes Match.
  • Beats 1 Radio.
  • Podcasts.
  • AirPlay (con cualquier dispositivo que sea compatible).