Yo soy muy hiperactivo, así que cada vez que viajo en avión, me toca aburrirme o contar nubes, ya que existe la leyenda urbana de que si enciendo un aparato electrónico, el avión puede venirse abajo. Hasta que eso no se cambie, los viajes seguirán siendo muy aburridos y desesperantes.

Menos mal que poco a poco van habiendo avances en ese sentido, y luego del anuncio de Qantas, American Airlines hace oficial su alianza con AirCell -un proveedor de sistemas de comunicación para la aviación-, para ofrecer acceso a internet en sus vuelos domésticos.

Las pruebas, basadas en tecnología celular, comenzarán el año que en los aviones 767-200 de la compañía. En AirCell claman que el sistema es mucho más barato que el desarrollado por Boeing en su momento, y que estaba basado en el uso de satélites.

Eso sí, según informa Reuters, la inversión de 100.000 dólares por avión, no será un regalo de los cielos -nunca mejor dicho-, ya que se estima que el servicio costará 10 dólares por vuelo. Así que si se trata de un trayecto relativamente largo, saldría más barato conectarse en los aviones que en más de un aeropuerto.

Enlace: American Airlines prepares for on-board Internet