¿El streaming acaba de ganar su primer premio Oscar a la mejor película? La respuesta es no, a pesar de lo que lo parezca. De hecho, se trata de una circunstancia más complicada que del hecho que Apple TV+ tenga los derechos de distribución de CODA: Los sonidos del silencio. La confusión entre términos y el acuerdo de licencias entre productoras y servicios de transmisión se hizo patente en la ceremonia de los premios Oscar. Y en especial, en la interpretación de sus resultados.  

Para sorpresa de buena parte del público y crítica, CODA: Los sonidos del silencio de Sian Heder se alzó con la estatuilla a mejor película del año 2022. Contra todos los pronósticos, que aseguraban que El Poder de Perro sería la triunfadora de la noche, el film se convirtió en la homenajeada del evento. No solo consiguió el premio central de la ceremonia, sino también el de mejor actor de reparto y guion adaptado. De inmediato, la discusión en torno a la calidad y pertinencia del film rodeó su triunfo. Pero a la vez, surgió una pregunta inmediata. ¿Qué tanto simboliza el triunfo del film la nueva influencia del streaming en las grandes premiaciones? 

La respuesta es mucho más compleja de lo que parece. Porque, de hecho, CODA: Los sonidos del silencio no es una película producida, ni tampoco parte de contenido original de ninguna plataforma. Apple adquirió CODA: Los sonidos del silencio durante el Sundance Film Festival del 2021. Una compra que aseguraba los derechos de transmisión y que costó a la plataforma 25 millones de dólares. Para el momento, se trató de una adquisición sin mayores ambiciones para el servicio de transmisión. 

Pero una vez que el film comenzó su trayectoria hacia los premios Oscar, Apple TV+ enfocó todos sus recursos en la promoción de la producción. El resultado ha sido un triunfo inesperado, un hito en la historia del cine y una situación confusa alrededor de los derechos y licencias. A pesar del papel en la promoción del film que jugó la plataforma, no se trata de un triunfo para el streaming. CODA: los sonidos del silencio es una producción independiente, que además no tuvo inversión de Apple TV+ más allá de la compra de sus derechos. 

CODA: los sonidos del silencio: un problema complicado de licencias

Todo el proceso alrededor del film, demuestra la actual complejidad en torno al cine y su distribución. Una circunstancia que hace más extraño la interpretación del triunfo de CODA: Los sonidos del silencio. La mayoría de la prensa aseguró de inmediato que era un triunfo del streaming. Cuando en realidad, podría ser un éxito que se relaciona con la capacidad de las plataformas por suscripción para capitalizar la publicidad. ¿Se trata entonces de un fenómeno independiente uno de otro? Sí y no. 

CODA: Los sonidos del silencio no forma del fenómeno, tampoco lo representa o es el paso más notorio del streaming

Hasta ahora, la película había tenido una discreta participación en la temporada de premios del año 2022. Más allá del triunfo de sus actores en varias premiaciones, la posibilidad que el film se alzara con la estatuilla a mejor película era remota. Pero luego de una intensa campaña de marketing y la revalorización de su aporte a la comunidad con discapacidad auditiva, el film logró lo impensable. No sólo se impuso a la favorita por meses El poder del Perro, sino también a obras de mayor envergadura como Dune y West Side Story.

De inmediato, se habló sobre la influencia de los grandes servicios de streaming en el ámbito del cine tradicional. Pero en realidad, CODA: Los sonidos del silencio no forma del fenómeno, tampoco lo representa o es el paso más notorio del streaming. Como producción, el film solo es parte de la compra de contenido de Apple TV+. De modo que podría decirse que CODA: los sonidos del silencio utilizó la influencia y músculo del streaming para hacerse más visible. 

El futuro: una obra original con un Oscar 

CODA: los sonidos del silencio puede ser el primer paso definitivo en la conquista del streaming en ámbitos más ambiciosos del cine. Pero ahora, se reduce a un evento en que confluyeron varias y específicas condiciones. El film se benefició de la capacidad de Apple TV+ y el poder del streaming. 

A su vez, la plataforma de los beneficios de una película feeling good sin mayores deseos de levantar polémica. ¿Fue eso el motivo del triunfo? Lo más probable es que haya que esperar algunos años para entender la importancia del logro de CODA: los sonidos del silencio. Por ahora, algo es evidente: el streaming cambió la Industria del cine. Y seguirá haciéndolo en el futuro.