Al final sí que era una broma de April’s Fools. Se ha confirmado que Volkswagen ha mentido a los medios y enviando notas de prensa oficiales para montar una broma de cara al 1 de abril.


No era una broma de Apri’s Fools, el 28 de diciembre americano. Volkswagen cambiará su nombre a Voltswagen, al menos dentro de Estados Unidos. Es parte de sus esfuerzos por convertirse en el mayor fabricante de vehículos eléctricos del mundo. Pero también es parte de su estrategia de lavado de imagen después del fatídico dieselgate.

El cambio de nombre aparentemente se haría a finales de abril, pero una nota de prensa enviada por error antes de tiempo reveló el futuro cambio. Antes de ser eliminada, CNBC lo descubrió y lo publicó. Por momentos parecía una broma, pero no, es real.

El nuevo nombre terminó siendo confirmado por medio de un comunicado y se aclara que solo se hará, de momento, dentro de Estados Unidos. No aplicará al grupo completo —quienes son propietarios de Audi, Skoda o Porsche— y será oficial a partir de mayo de 2021.

El comunicado de prensa incluye declaraciones de el CEO de Volkswagen of America, quien explica que «La idea del coche de las personas está en la raíz de quienes somos. Hemos hablado del futuro electrificado y queremos hacer vehículos eléctricos para millones de personas, no para millonarios. El cambio de nombre es una referencia a nuestro pasado y nuestra creencia firme en el futuro».

¿Un Voltswagen de gasolina? Sí

Si Volkswagen cambia su nombre a Voltswagen en Estados Unidos a partir de mayo, significa que sus coches tendrán un branding reverenciando a lo eléctrico, mientras sigue vendiendo vehículos de gasolina en el país.

Por ejemplo, el Volkswagen Touareg, un SUV de grandes dimensiones de cinco puertas que, aunque ofrece una versión híbrida enchufarle, se puede comprar con motores que ofrecen consumos combinados por encima de los 8 litros cada 100 kilómetros. O más de 12 litros cada cien kilómetros en ciclos bajos, con una categoría energética de F en Europa. Este vehículo, a partir de mayo, se llamará Voltswagen Touareg y eso no tiene sentido alguno.

Se agradece mucho el esfuerzo que está haciendo Volkswagen por impulsar la movilidad eléctrica. Creo que todos los avances en ese sentido son positivos. Recientes anuncios durante su evento enfocado en el futuro de las baterías son definitivamente prometedores. Pero este tipo de movimientos inevitablemente recuerda a BlackBerry tirando puyas a Apple cuando decidieron fabricar su primera tablet.

Volkswagen, bueno, Votswagen tiene que mostrar mucho más que cambios de nombre y empezar a demostrar con acciones que la movilidad eléctrica es el futuro en su estrategia de ventas. Y eso significa empezar a dejar a un lado los híbridos enchufables, que en muchos casos hacen más daño que bien.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.