Todavía no tenemos una vacuna aprobada para la COVID-19, pero ya ha decidido cómo se repartirán en cuanto estén listas. Enero está marcado en rojo como el mes de inicio de la vacunación, según han explicado tras el Consejo de Ministros del Gobierno español. Aunque podría retrasarse si no empiezan a aprobarse vacunas antes de final de 2020. Pero, lo más importante es la pregunta que llevamos meses haciéndonos: ¿quiénes serán los primero en recibir la vacuna? Esta es la estrategia de vacunación de la COVID-19 en España.

Durante 6 meses, el Gobierno quiere "vacunar al mayor número de ciudadanos posible", aunque no será obligatorio ponérsela. Los 13.000 centros de atención primaria que hay en España son el lugar escogido para proceder a poner estas inyecciones. Aunque son buenas noticias, todo dependerá de cuándo se vayan aprobando las diferentes vacunas que España, a través de la Unión Europea (UE), ha comprado. Será un proceso un poco lento, sobre todo los primeros meses.

Estrategia de vacunación

Los primeros en recibir las vacunas, según el documento presentado en el Consejo de Ministros, serán cuatro grandes grupos. Los primeros serán los residentes y el personal sanitario y sociosanitario en residencias de personas mayores y con discapacidad. Después, "el personal sanitario en primera línea", señala el documento. En tercer lugar, otro personal sanitario y sociosanitario. Y en último lugar las personas con discapacidad que requieren intensas medidas de apoyo para desarrollar su vida (grandes dependientes no institucionalizados).

Estas personas irán vacunándose en una primera fase, que irá de enero a marzo, en la que el suministro estará muy limitado. Entre marzo y junio se irán teniendo más dosis hasta llegar a los 140 millones de vacunas que España ha comprado a través de la UE con siete compañías diferentes -entre ellas la de Oxford-AstraZeneca, Pfizer o la de Johnsson&Johnsson-, aunque se podrían cerrar más tratos pronto.

Illa explicó que según fueran llegando las vacunas, se irían decidiendo los siguientes grupos en vacunar. La decisión se está tomando según van llegando las dosis y se atienden a cuatro criterios: riesgo de mortalidad y morbilidad, riesgo de exposición, riesgo socioeconómico y riesgos de transmisión, según ha recordado el ministro.

Los otros grupos de riesgo serían personas que trabajan en entornos cerrados, colectivos vulnerables desde el punto de vista socioeconómico; trabajadores esenciales, docentes, población infantil, adolescentes, adultos; personas que viven en zonas de alta incidencia donde se han producido brotes, embarazadas y madres lactantes: aquellos que ya han pasado el virus y tienen anticuerpos

Segundo fase de vacunación

En marzo, si el ritmo de la vacunación no decae, ya estarán vacunados todos los de la primera fase. Por este motivo, el ministerio de Sanidad ya ha anunciado el siguiente grupo en ser vacunado: los mayores de 80 años.

Las personas mayores de 80 años son el grupo más vulnerable, ya que el 66,5% del total de fallecidos por la COVID-19 se han dado en este grupo de edad, según explican desde El Páis. Y se vacunará a unos 2,8 millones de personas, el 6% de la población total de España.

Solidaridad y cooperación

Estas dosis servirán para vacunar a "80 millones de personas", ha señalado Salvador Illa, ministro de Sanidad. De hecho, ha explicado que se va a hacer un "esfuerzo de solidaridad y cooperación" para vacunar a otras personas fuera de España. Probablemente se utilizarán el resto de estas vacunas en estrategias de vacunación en países en vías de desarrollo.

"Tenemos un sistema de vacunación robusto", ha señalado Illa. De hecho, en estas últimas ocho semanas se han vacunado ya unos 14 millones de ciudadanos contra la gripe, ya que este año es muy importante ponérsela debido a la COVID-19.

Sin vacunas aprobadas, aún

Unsplash

No parece que estemos muy lejos de que se aprueben algunas vacunas, como la de Pfizer -que es la que está ahora mismo más cerca de su aprobación- o la de la Universidad de Oxford y AstraZeneca. Sin embargo, es posible que quede más camino por recorrer del que nos gustaría.

Tanto las ya mencionadas como Moderna o Sputnik V han hablado la eficacia de sus respectivas vacunas. No obstante, por el momento la única que ha mostrado sus estudios es la de Oxford-AstraZeneca y, en el caso de la de Pfizer, por las estadísticas que han explicado en su último comunicado de prensa. Aunque sería interesante ver cómo funciona en grupos más grandes de población ya que la muestra de contagiados, apenas 170, es pequeña.

No obstante, no es lo mismo que se aprueben por parte de la Administración de Medicamentos y Alimentos americana (FDA, por sus siglas en inglés), ya que en la UE tenemos nuestras propias normas. Por lo que algunas vacunas, como la de Pfizer, tendrán que pedir también aquí su aprobación si quieren que su producto llegue hasta España. Una vez se apruebe en la UE, la respuesta de la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (Aemps) será "inmediata", ha apuntado Illa.

No es extraño que se quiera hacer una estrategia de vacunación antes de la llegada de esta, puesto que así será más fácil hacer el reparto después. No obstante, todavía debemos mantener los pies en la tierra. Hasta que no se apruebe una vacuna, no la tendremos. Y lo más probable es que al principio lleguen a cuentagotas.

Actualización (27/11-13:02): Este artículo ha sido actualizado con nueva información sobre los grupos de riesgo que se irán vacunando. Actualización (21/01/2021-10:47): Este artículo ha sido actualizado con nueva información sobre la segunda fase de la vacunación.