Movimiento controversial, pero sensato: Tesla hará esfuerzos grandes para vender sus coches online y cerrará la mayoría de sus tiendas físicas durante los próximos meses. El aviso se hizo a la par del anuncio del Model 3 de 35.000 dólares prometido años atrás. Es una decisión más para mantener la empresa financieramente estable.

La compañía mantendrá algunas de sus tiendas abiertas, en áreas de mucho tráfico peatonal que funcionarán como galerías para mostrar coches e informar sobre la marca. Musk explicó que "todas las ventas, de ahora en adelante, se harán online".

Además ofrecerán nuevas formas de probar coches o devolverlos durante plazos más largos. Hasta ahora se podía comprar un Tesla sin conducción de prueba, pero el plazo de devolución era de apenas tres días.

"Puedes comprar un Tesla vía telefónica en aproximadamente un minuto en América del Norte y la posibilidad se extenderá al resto del mundo próximamente. También simplificaremos el proceso de prueba y devolución de un Tesla para eliminar la necesidad de las conducciones de prueba. De ahora en adelante se puede comprar un coche y devolverlo durante los primero siete días o mil millas de recorrido para una devolución completa. Literalmente puedes comprar un Tesla, conducirlo con tus amigos durante el fin de semana y devolverlo, sin costo alguno".

El movimiento, junto a la opción de 35.000 dólares, es parte de un esfuerzo agresivo por parte de la compañía de vender la mayor cantidad de Model 3 posibles, una vez que finalmente han logrado incrementar la capacidad de fabricación del coche en la planta de Fremont, California (Estados Unidos) a un ritmo que permite vender cantidades mayores sin tiempos de espera de meses para que el consumidor final obtenga su nuevo coche.

Para que Tesla tenga un futuro saludable en el largo plazo, no solo es importante vender coches de lujo, sino lograr la venta masiva de coches más baratos que multiplique ingresos, aumente la percepción de marca y popularice significativamente el uso de coches eléctricos en todo el mundo.