Se sabe que que Samsung está trabajando en un smartphone con pantalla plegable que podría anunciarse a mediados de febrero. Hoy se ha revelado más información de una variante de este dispositivo enfocada a los videojuegos.

La Oficina de Patentes de Estados Unidos aprobó a la empresa surcoreana una patente que consiste en un teléfono (o tablet) plegable con controles físicos, similares a los que encontramos en las consolas portátiles de videojuegos.

De acuerdo con los diagramas, el móvil cuenta con una pantalla que puede doblarse por la mitad. Una bisagra ubicada en la parte baja permite girar una sección del chasis donde se encuentra un pad direccional y seis botones físicos que actúan como mando de videojuegos.

Al tratarse de simples diagramas de una patente no se puede opinar mucho del diseño. Si lo que importa es la intención y funcionalidad, se entiende. La propuesta parece interesante, sobre todo si tomamos en cuenta que dos de los juegos más populares para móvilesPUBG Mobile y Fortnitese disfrutan más con un control físico.

Esta patente podría tratarse de una variante del Galaxy X, o simplemente de una de tantas ideas de la tecnológica que jamás verá la luz del día. De concretarse, Samsung se sumaría a la lista de fabricantes que apuestan por el segmento de gamers. Razer ya hizo lo propio, Xiaomi anunció el suyo hace un año y Asus pretende sumar adeptos con su ROG Phone, los tres cuentan con especificaciones potentes para ejecutar los juegos más exigentes

Tanto Razer como Asus se han mantenido fieles a su propuesta estética. De Samsung no podríamos decir mucho, ya que fuera de sus monitores o SSD, la empresa no tiene un área dedicada a los jugones.

De lanzar un smartphone para ganar en este segmento, los surcoreanos tendrían que mejorar la ubicación y estilo de los controles físicos, así como también contar con aliados importantes para impulsar esta aventura (¿alguien dijo Fortnite?)

👇 Más en Hipertextual