La muerte de David Bowie sorprendió a los amantes de la música un día como hoy hace dos años. El cantante, autor de letras tan memorables como Space Oddity, Heroes o Ziggy Stardust, padecía un cáncer de hígado que mantuvo en secreto durante los últimos meses de su vida. Tras su fallecimiento, una de las incógnitas sobre el compositor británico continúa: ¿por qué David Bowie aparentemente tenía los ojos de distinto color?

En 1962, cuando solo tenía quince años, al joven David Jones le gustaba una chica llamada Carol, que también pretendía su amigo George Underwood. Ambos acabaron llegando a las manos y, en medio de la refriega, Underwood le pegó un puñetazo a David. Lo que no sabía su amigo es que el joven Bowie acudió corriendo al hospital tras el golpe, que provocó que el músico tuviera la pupila del ojo izquierdo permanentemente dilatada.

Tras la discusión, David y George hicieron las paces y acordaron continuar siendo amigos, como revelaron en una entrevista. Pero las consecuencias de aquella pelea de juventud quedaron marcadas para siempre en el rostro de David Bowie, un icono para el mundo de la música y también para la ciencia ficción. Pero, ¿qué hizo que aquel golpe causara el cambio en sus ojos?

David Bowie no tenía los ojos de distinto color

La extraña apariencia de los ojos de David Bowie se debía a un trastorno denominado anisocoria. Como explican desde la Asociación Americana de Oftalmología, esta condición hace que los afectados tengan las pupilas de diferente tamaño. Una de cada cinco personas presenta anisocoria fisiológica, es decir, el tamaño de sus pupilas es ligeramente distinto, algo que no afecta a su salud visual. En la mayoría de afectados, la diferencia en el diámetro es de menos de 0,5 milímetros, por lo que no se suele distinguir a simple vista.

El caso de Bowie era ligeramente distinto. Además de la anisocoria fisiológica, la condición puede originarse por culpa de un derrame cerebrovascular, un tumor, una enfermedad infecciosa como la sífilis o un trauma. El puñetazo que le propinó Underwood fue precisamente lo que provocó la inusual apariencia de los ojos de Bowie. Desde que apenas era un adolescente, su pupila izquierda se mantuvo dilatada de forma permanente, creando la falsa sensación de que el iris del compositor era de un color diferente.

David Bowie

A pesar de que su amigo fue el culpable del distinto diámetro de las pupilas de David Bowie, lo cierto es que el cantante británico no le guardó rencor por aquella pelea durante la adolescencia. El propio George reconoció en una entrevista grabada en 2012 que "en realidad le había hecho un favor", lo que ayudó a reducir el sentimiento de culpa que tenía. Su amistad continuó hasta el fallecimiento del artista e incluso llegaron a realizar trabajos de forma conjunta. George Underwood fue el autor de las portadas de algunos de los discos más importantes de Bowie, como Hunky Dory (1971) y The rise and fall of Ziggy Stardust and the Spiders from Mars (1972).

Bowie, por tanto, no padecía heterocromía, un trastorno que ocurre cuando el color de los ojos es distinto. Esta condición es bastante frecuente en los perros y menos común en los seres humanos, tal y como explican desde la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos. Sin embargo, existen personajes famosos que tienen los ojos de diferente tonalidad. Ese es el caso de las actrices Mila Kunis o Demi Moore y de los actores Christopher Walke o Kiefer Sutherland.

👇 Más en Hipertextual