Las Islas Andamán siempre han sido un lugar intrigante y desconocido para la ciencia. Este territorio asiático, situado en el golfo de Bengala, cuenta con pobladores tan exóticos como los "negritos", un grupo étnico aislado en el sudeste de Asia, caracterizado por presentar una baja estatura (entre 1,40 y 1,50 metros), el pelo rizado y la tez oscura. Aunque los primeros exploradores pensaron que se relacionaban directamente con el continente africano, nuevas investigaciones han probado su relación con grupos como los australoides y los melanesianos. El conocimiento sobre la evolución añade así una nueva pieza a un puzle ya de por sí rocambolesco y complejo.

Los datos genéticos demuestran que los humanos modernos sólo salieron una vez de África

Un nuevo estudio genético va un paso más allá de estas hipótesis. El análisis del ADN de diez individuos de Andamán y la comparación con el genoma de sesenta personas de poblaciones indígenas ha determinado que los pigmeos cuentan con restos genéticos de un homínido extinto. El hallazgo, realizado por investigadores del Instituto de Biología Evolutiva (IBE) y la Universitat Pompeu Fabra (UPF) de Barcelona, junto con científicos del Instituto Nacional de Genómica Biomédica de la India, ha dado a conocer un nuevo antepasado de los seres humanos en este remoto rincón del planeta.

Una sola migración para salir de África

Esta especie, no descrita hasta el momento, es un antecesor de los seres humanos actuales, al igual que ocurre con los neandertales o los denisovanos. Según los resultados obtenidos, el antepasado se apareó con seres humanos modernos hace decenas de miles de años, y los restos de aquel cruce pueden encontrarse aún en algunos fragmentos de ADN de los pigmeos de las Islas Andamán. Las hipótesis que hoy en día barajan los investigadores son que, o bien se trate de una especie completamente desconocida, o bien el individuo se agrupase dentro de Homo erectus. Los investigadores han llegado a esta conclusión después de que el ADN estudiado no coincidiera con la genética de los humanos modernos que salieron de África hace 80.000 años, ni tampoco con el genoma de los propios neandertales y denisovanos.

evolución
Crédito: Mueso Pitt Rivers (Oxford).

"Ya hemos encontrado fragmentos de ADN del homínido extinto formando parte del genoma de los humanos modernos. En un futuro próximo esperamos obtener el genoma completo a partir de restos fósiles", explica Jaume Bertranpetit, investigador principal del IBE y catedrático de la UPF. El misterio sobre este nuevo antepasado podría resolverse pronto, dado que el equipo de científicos está analizando una serie de huesos que podría corresponder a este homínido.

Los datos genéticos presentados en el trabajo también demuestran que la salida de los humanos modernos del continente africano, conocida como modelo Out of Africa, se produjo en una única ola. Este resultado es importante, dado que los seres humanos actuales procedemos de aquellos antepasados que migraron de una sola vez de este rincón del planeta. El trabajo rechaza la hipótesis planteada por naturalistas y antropólogos en el siglo XIX, cuando estudiando a los andamaneses y otros grupos étnicos del sudeste asiático, afirmaron que podría haber habido varias olas migratorias.

evolución
Crédito: Mayukh Mondal.

Una consecuencia directa de este resultado es comprender que el enanismo, un rasgo característico de los pobladores de las Islas Andamán, es fruto de la selección natural. "En una isla pequeña no hay lugar para toda la cadena trófica; por tanto, los grandes depredadores deben desaparecer y los animales de niveles inferiores se hacen pequeños, ya que les da ventajas selectivas", sostiene Bertranpetit.

Es decir, el hecho de que los "negritos" actuales, tal y como se les denomina por sus atributos físicos, sean tan pequeños se debe a un proceso tan común en la evolución como la adaptación al ambiente y la selección. Curiosamente, este fenómeno también se dio en otros seres vivos hoy extintos, como demuestra la existencia de Myotragus balearicus, una pequeña cabra de 40 centímetros que habitó en las Islas Baleares, los elefantes de un metro que vivieron en Sicilia o, incluso, los homínidos o "hobbits" de la isla de Flores.

👇 Más en Hipertextual