Hay algo que me saca de mis casillas: cuando se juzga a los dispositivos por su precio sin analizar detenidamente qué ofrecen frente a las alternativas que hay en el mercado. En la pasada presentación, Apple lanzo su iMac con pantalla retina 5K. Los más oportunistas comenzaron con la cantinela de siempre: "por eso precio me hago un PC 1000 veces mejor". Cosa totalmente absurda y que quiero demostrar con hechos y precios en USD:

Pantalla

Lo primero y más importante del iMac es la pantalla, el iMac es un ordenador de sobremesa con un tamaño muy reducido ensamblado en la pantalla. Esta pantalla es una IPS de resolución 5K 5120x2880 (218ppi) con una calidad de reproducción de color, contraste etc. muy buenos como esperamos de una pantalla de Apple. Además es un panel glass edge to edge y con cuerpo de aluminio, con altavoces y webcam integrada en la pantalla.

El panel más parecido de resolución 5K IPS es el monitor Dell nuevo de resolución 5K y 27". En el papel son o deberían ser paneles muy parecidos o idénticos. Aunque el diseño del iMac me agrada más en materiales, pero eso es a gustos. Algunos preferirán el tratamiento antireflejos del Dell. Podríamos resumir que son muy parecidas en calidad y especificaciones. El precio de salida es 2.500$.

Como vemos, el principal componente del iMac, la pantalla, ya tiene el precio total del iMac básico. Ya está desmentido con tan solo este componente el "excesivo" precio del iMac, pero sigamos analizando el resto de características que trae el iMac básico.

Precio de la pantalla alternativa: 2.500$

CPU

Ya tenemos la pantalla de nuestro ordenador alternativo. Vayamos a los componentes del ordenador en sí que nosotros tendríamos por separado (menos conveniente/estético, pero con mejor posibilidad de ampliación o selección de componentes). El iMac, en su modelo básico repito, viene con un i5 de última generación a una velocidad de 3.5Ghz con turbo-boost de 3.9Ghz. Esta CPU de Intel comprada aparte rondaría los 150-200$ como mínimo.

Precio de la CPU alternativa: 150$

RAM

EL iMac cuenta con 2 sticks de 4GB de RAM DDR3, haciendo un total de 8GB, a 1600Mghz. En el mercado las encontramos a unos 80$.

Precio de la RAM alternativa: 80$

GPU

Es una GPU de portátil, por lo que tendremos que aproximar el precio y no es exacto, pero por rendimiento se acercaría a los 100$ en el mercado de sobremesa con un consumo y calor disipado mayor. La gran ventaja de crear tu propio PC por componentes sería elegir una de mayor desempeño.

Precio de la GPU alternativa: 100$

Fusión Drive

A nivel de hardware no es más que un SSD y un HDD operando a la vez acorde a las ordenes del sistema operativo. Es un SSD de 128GB y un HDD de 1TB de capacidad. Puedes cambiar estos discos a un precio bastante más alto que si lo hacemos sueltos, pero calculemos el precio del modelo básico. Serían unos 70$ para el SDD y otros 70$ para el HDD aproximadamente (hay variación según modelos)

Precio del almacenamiento alternativo: 140$

Caja y fuente de alimentación

Este gasto es muy variable y no sé la fuente de alimentación que incorpora el iMac Retina. Aún así, ambos productos con un mínimo de calidad costarían aproximadamente 100$ en el mercado de sobre mesa.

Precio caja y fuente: 100$

Periféricos

El iMac trae consigo un Magic Mouse, un teclado inalámbrico de Apple, webcam y altavoces incorporados en la pantalla. En computo nos da una cifra cercana a los 150$. Aunque la variedad de componentes que se pueden elegir aquí es inmensa, he sumado el precio de los productos por separado de ratón y teclado y casi despreciando el coste de altavoces y webcam.

Periféricos: 150$

Costo total del PC alternativo vs iMac Retina

Como podemos comprobar un PC de similares características nos costaría unos 700$ más, sin incluir los quebraderos de cabeza que pueden costar a algunos elegir componentes, montarlos etc. Y sin incluir el factor de forma de ambos equipos.

  • Costo PC alternativo: 3220$
  • Costo iMac: 2500$

Conclusión

Para el usuario que no quiere complicaciones y prefiere el "just work", pero que quiere una pantalla de gran resolución, el iMac Retina es un gran equipo con un precio muy comedido. Para los usuarios avanzados que quieran mayor personalización de sus equipos o que necesiten incluir muchos discos duros o varías gráficas o simplemente prefieran tener PC y pantalla separados montar su propio equipo sigue siendo la mejor opción.

El gran problema de que la pantalla de 5k esté integrada en el iMac Retina, es que los profesionales de vídeo y modelado 3D no puedan sacarle todo el partido debido a la discreta potencia en hardware del iMac Retina; pero muchos fotógrafos sí que dispondrán del rendimiento adecuado, para los fotógrafos será genial poder ver las fotos casi a full size en su monitor con un gran espacio para trabajar sobre ellas.

¿Es la mejor opción el iMac Retina? No, depende del uso que le vayamos a dar y de los requerimientos del usuario. ¿Es caro por ser de Apple? No, en absoluto y ambas opciones son respetables.