Como suele ser habitual por estas fechas, consultoras como IDC o Gartner suelen publicar los datos relativos a ventas de dispositivos durante el último trimestre de 2013 o bien para el año completo. Si hace un par de semanas hablábamos de las ventas de smartphones y el oligopolio de iOS y Android (con el 93,8% de las ventas); hoy Gartner ha publicado los datos relativos a venta de tablets durante 2013 y donde también reina el oligopolio iOS-Android con el 97,9% de las ventas.

Si echamos un vistazo a las ventas de tablets durante el año 2013, la foto relativa a las plataformas es, cierta medida, parecida a la distribución que encontramos con respecto a los dispositivos móviles. iOS y Android siguen siendo las plataformas mayoritarias; de hecho, su reinado en el segmento de las tablets es mayor porque la presencia de Windows en este segmento es mucho menor que la que tiene Microsoft dentro del segmento de los smartphones a través de Windows Phone.

Comparando con los datos de 2012, durante 2013 se vendieron más tablets Android y menos tablets con iOS, es decir, se vendieron menos dispositivos iPad (a pesar de haber asistido al lanzamiento del nuevo iPad Air). De todas formas, en un mercado en el que se han vendido más de 194,5 millones de dispositivos, Apple ha distribuido el 36% de los mismos y eso, se mire como se mire, es un dato estupendo.

De hecho, si comparamos los datos desde el punto de vista de los fabricantes, y no desde las plataformas, la cosa cambia bastante. Normalmente tendemos a mirar iOS frente a Android pero, como es sabido, Android agrupa a múltiples fabricantes. Al igual que ocurría en 2012, Apple es el fabricante que más tablets ha vendido en 2013; los dispositivos iPad son los tablets más vendidos durante 2013 pero su hegemonía ha perdido algo de terreno.

Durante 2013, Samsung casi ha triplicado sus ventas y ha recortado la distancia que lo separaba de Apple, aunque aún le queda bastante camino por recorrer. Otro detalle interesante lo encontramos en Amazon que, durante 2013, ha visto cómo ha perdido algo de mercado frente a sus competidores a pesar de ofrecer dispositivos de precios muy competitivos. Si Samsung ha hecho un año especialmente bueno, otro de los fabricantes que también ha ganado peso dentro del segmento de tablets es Lenovo que, aunque sea el sexto fabricante de tablets del mercado, también ha duplicado sus ventas con respecto a 2012.

Apple sigue siendo el fabricante que más tablets vendió en 2013 pero, aún así, ha perdido terreno. Samsung y Lenovo pisan fuerte.

Hablar de la era Post-PC suele generar controversia pero la realidad es que, mientras cae la venta de PCs, las ventas de tablets aumentaron un 68% durante el año 2013; por tanto, cada vez está más claro que los dispositivos Post-PC han llegado para quedarse y ocupan un papel clave dentro del mercado. Si bien es cierto que Android es la plataforma mayoritaria, Apple sigue dominando este segmento y es la que marca el camino para el resto de fabricantes; el reto no está ya tanto en el precio como en la experiencia de uso y ese es el factor clave que, por fin, empiezan a cuidar los fabricantes que se apoyan en Android. De hecho, este cambio en los fabricantes de Android se ha dejado notar en las ventas, Apple pierde un terreno que ganan rápidamente Samsung y Lenovo.

El "gran perdedor" de 2013 es, sin duda alguna, Microsoft. A pesar de ofrecer una experiencia de uso coherente entre tablets y PC, la realidad es que siguen teniendo un mercado minoritario con apenas un 2% de las ventas; apuestas como Surface 2 y Surface Pro 2 parece que siguen sin convencer demasiado. Microsoft tiene ante sí un reto importante, tiene las piezas para ofrecer al usuario una gran alternativa si explotasen el valor que puede aportar la convergencia de todo su ecosistema.