Google se ha convertido en una empresa enorme que no para de crecer e impulsar proyectos. Además de convertirse en una gran "fábrica de ideas", los de Mountain View han basado parte del crecimiento de su cartera de negocio en las startups que han comprado e integrado en el seno de la compañía así como las empresas en las que han inyectado capital semilla a través de Google Ventures. Para una startup contar con una inyección de capital de Google es un aval de gran importancia que les permite seguir creciendo y buscar nuevos inversores para desarrollar su actividad.

Con la idea de seguir haciendo crecer el ecosistema de startups, Google ha presentado una nueva línea de actividad llamada Google Capital que también consistirá en un fondo de inversión para startups. ¿Google va a abrir un nuevo fondo de inversión? ¿No choca esto con Google Ventures? Como bien explica Google a través del blog oficial de la compañía, no existe colisión entre Google Capital y Google Ventures, sus ámbitos de trabajo, aunque relacionados, están bastante diferenciados.

Google Ventures es un fondo de capital-riesgo enfocado en hacer crecer startups que están arrancando y que, por su potencial, son una gran oportunidad para Google. Por el contrario, Google Capital es un fondo destinado a startups que ya están funcionando y, por tanto, tienen un producto bien definido o una idea de negocio en marcha; startups que tienen ya una dinámica en marcha y que necesitan una inyección de capital para pasar a la fase de expansión y crecimiento.

En este contexto de la expansión y el crecimiento de startups es donde quiere entrar Google con Google Capital, un fondo que será gestionado por David Lawee, Scott Tierney y Gene Frantz como partners del proyecto y que tendrá como objetivo acercar al ecosistema de Google a startups ya consolidadas. Además de la inyección de capital, Google pone a disposición del proyecto a pesos pesados de la compañía que actuarán de consejeros de este fondo de inversión así que, sin duda alguna, la idea promete bastante y puede convertirse en una factoría importante de buenas ideas y talento.