Ford EVOS Concept Interior

Ford EVOS Concept Interior

En un mundo tan conectado y en el que casi cualquier artilugio tiene un procesador, ejecuta un software o tiene conectividad, el sector del automóvil está aprovechando también esta explosión tecnológica para dotar a sus vehículos de mayor confort, seguridad y, sobre todo, mejorar la interacción entre el conductor y el propio vehículo. Coincidiendo con el salón del automóvil de Frankfurt (Alemania) que se celebra este mes, Ford ha presentado un nuevo concept car, el Ford Evos, es decir, un vehículo de demostración en el que nos muestran algunas de las líneas de investigación que sigue el fabricante y, según podemos ver en este modelo, la conectividad y el cloud computing están muy presentes en él.

Ford Evos Concept, además de ser un vehículo híbrido con unas líneas muy bonitas, da una vuelta de tuerca a la interacción hombre-máquina y vuelve al vehículo mucho más social, acercándolo, salvando las distancias, al famoso KITT de Knight Rider. El Ford Evos puede darnos acceso a recomendaciones de rutas y carreteras para optimizar nuestros desplazamientos, para disfrutar aún más de la conducción de este coche de líneas deportivas o, simplemente, para buscar aparcamiento. La base de este diseño es aprovechar las posibilidades de la nube y utilizar el vehículo como punto de acceso a esta información; así, por ejemplo, podría tener acceso a nuestra agenda (de reuniones y compromisos) y evaluar la ruta a seguir según las condiciones climatológicas, el histórico del tráfico de las vías y el estado actual del tráfico, todo ello, para evitar que lleguemos tarde.

Según los diseñadores, este vehículo es un dispositivo más que sincronizar con nuestros archivos, de manera que se integre perfectamente en nuestros hábitos personales y profesionales. Imaginemos por un momento que antes de salir de casa estamos escuchando algunas canciones de nuestra colección de música, por ejemplo, una de nuestras canciones favoritas y, dado que llega la hora de salir, hemos de cortarla sin poder esperar a que termine, pues según los diseñadores de Ford, este vehículo podría descargarse esa canción y reproducirla al entrar en el coche.

Pero no sólo podría sincronizar música, también podría estar pendiente de nuestros movimientos y, por ejemplo, encender el climatizador antes de que lleguemos para que encontremos el habitáculo del vehículo en una temperatura óptima:

El coche intenta conocer al conductor y, por tanto, actuar como un asistente personal ejecutando rutinas usuales o diarias

Viendo esto, la verdad es que no me importaría conducir un coche así pero, desgraciadamente, este coche es un demostrador de lo que podría hacerse en el futuro y, por tanto, no es un modelo comercial que vaya a fabricarse en serie.

La seguridad es otro de los aspectos que Ford ha cuidado especialmente y en el que se han introducido mejoras que podrían llegar, tarde o temprano, a los vehículos comerciales. El Ford Evos es capaz de monitorizar el estado del conductor, de manera que pueda adaptar la temperatura del habitáculo o la música ambiente a las circunstancias, evitando que el conductor se quede dormido y manteniéndole libre de distracciones (por ejemplo bloqueando las llamadas telefónicas y ocultando toda la información de las pantallas salvo el indicador de velocidad).

Según Ford, salvo la integración con la nube, muchos de estos sistemas son ya una realidad. La interacción con el vehículo ha mejorado gracias a Sync, es decir, la posibilidad de transmitir órdenes a viva voz al vehículo y que en Estados Unidos se utiliza en 3 millones de coches y se espera llegue al continente europeo llegará en no mucho tiempo.

Parece que los coches inteligentes no son algo tan lejano.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.