Durante años me he declarado fanático absoluto del diseño de interfaz que Loren Brichter logró con Tweetie, una aplicación para usar Twitter en el iPhone. Realmente hizo que la barra de calidad de diseño de interfaz y usabilidad subiera bastante para todo el ecosistema.

También me sentí contento que con la adquisición de la aplicación por parte de Twitter (y su posterior cambio de nombre) porque la hicieron gratis y mantuvieron todos los elementos de interfaz que es aquello que la hace única.

Bueno, eso ha cambiado con la última versión.

Les contábamos hace unos días que con la actualización, Twitter decidió incluír una serie de "mejoras" en la aplicación, que con el paso de los días han pasado a ser molestia y básicamente arruinar su simpleza y facilidad de uso. Las quejas se centran, sobre todo en una nueva característica llamada "Quickbar* que muestra los Trending Topics y «otras informaciones importantes» que hasta el momento nadie ha visto.

Pero la realidad es otra, no se trata de una característica que nos ayuda usar mejor la plataforma, simplemente es una manera de vender mejor los Trending Topics (lo llaman Promoted Topics). ¿Por qué no lo hacen solamente vía web? resulta que el 50% de los usuarios de Twitter lo hacen por medio de dispositivos móviles, de ahí la importancia de mantener este tipo de contenidos en un lugar prominente.

La prominencia molesta porque roba bastante espacio en una pantalla que ya es pequeña, dedicada exclusivamente a mostrar una sola palabra clave o tema a la vez. Twiter supuestamente ha encontrado una alternativa (pero no habrá manera de quitar por completo el Quickbar) y la actualización llegará en unos días al App Store.

Ayer explicábamos cómo eliminar la Quickbar por medio de una aplicación que se puede instalar si tienes el teléfono con Jailbreak, pero para aquellos que no han modificado o no quieren el firmware, esta es la técnica que use yo: restaurar a una versión anterior del software.

  1. Borrar la última versión de Twitter del iPhone o iPod touch.
  2. En la basura debe estar la versión anteror de la aplicación, sacarla y dejarla en el escritorio.
  3. Abrir iTunes, buscar la última versión de la aplicación y eliminarla.
  4. Arrastrar la versión anterior de Twitter que está en el escritorio a iTunes.
  5. Sincronizar iTunes con el iPhone o iPod touch.

Listo. Fue exactamente lo que yo hice. De esta forma tengo la versión anterior de la aplicación, antes que insertaran el molesto Quickbar y así se quedará hasta que Twitter recapacite e incluya una opción para desactivarla. Otro de los problemas de la nueva versión es que quita la opción de usar acortadores de URLs externos, pero eso ya será tema de otro artículo.

En caso que quieras probar aplicaciones alternativas, recomendamos: