Nokia N96

5/10

No es un secreto que el N95, uno de los teléfonos más marketeados y que más buzz han causado de Nokia (y el cual he usado extensivamente durante un año) es, en mi muy personal opinión, uno de los peores smartphones del mercado y una de las peores terminales producidas por la marca.

Desde hace unas semanas he estado usando el nuevo Nokia N96, la esperada versión evolucionada y mejorada de lo que muchos consideraban la navaja suiza de los teléfonos, pero, ¿es un teléfono bueno?

Aparentemente se ha apostado por integrar aún más características sobre las que el N95 ya tenía, en vez de reducir algunas cuantas que funcionaban mal y enfocarse en mejorar lo que sí funcionaba bien. Por lo tanto, desde el punto de vista técnico y de hardware el N96 cuenta con:

  • 16GB de espacio.
  • Cámara de 5 megapixeles con doble LED flash y cámara secundaria para videoconferencia (de mucho mejor calidad a la que tenía el N95).
  • Multibanda, 3G (HSDPA), Wi-Fi (802.11b/g), Bluetooth 2.0.
  • Una pantalla de 2,8 pulgadas con 320x240 pixeles de resolución.
  • GPS (A-GPS).
  • Radio FM.
  • Doble apertura para teclas numéricas y funciones multimedia que funciona mucho mejor.

En cuanto a software el teléfono usa el mismo sistema operativo (S60), la misma interfaz gráfica, el mismo software para tomar fotos o video, la misma versión de Nokia Maps y el mismo software para escuchar música y video y han incluído la tecnología N-Gage para videojuegos.

Usando el móvil

Poco importa que el N96 tenga las características técnicas más sorprendentes del mercado, e importa aún menos que estas "superen con creces" a cualquier otro teléfono la competencia; lo más importante es que usar el móvil sea una buena experiencia, que sea sencillo, intuitivo, que puda accesar a todas las funciones en pocos clics, que la interfaz gráfica se entienda, y sobre todas las cosas: que me guste usarlo.

Lamentablemente el N96 tiene exactamente el mismo problema que el N95 y cualquier otro smartphone de la Serie N o Serie E de Nokia: el sistema operativo S60 es deficiente, lento, poco útil, difícil de entender, con accesos escondidos (detrás de 3, 4, 5 o 6 pasos, entre íconos, carpetas y menús) y muy feo.

01_nokian96.jpg

Pero lo que más me ha decepcionado en este sentido: el firmware que se incluye en la terminal que estoy probando es más lento comparado al que tengo instalado en el N95; hay una actualización de software que lo mejora pero algún problema impide hacer el upgrade, se necesita indagar entre buscadores o foros de discusión y seguir una serie de pasos que incluyen , quitar/poner la batería, conectar y desconectar el cargador, conectar y desconectar el cable USB y "contar hasta tres". Sí, hacer jailbreak al iPhone es más fácil.

Alguna vez decía que S60 es como el Windows Millenium de los teléfonos móviles, es una versión inflada, fea y poco útil que deja al mejor de los equipos en calidad de aparato poco útil de lo tedioso que puede llegar a ser.

Por otro lado el diseño exterior (físico) del N96 es, efectivamente, más bonito, un poco menos "gordo" que causa menos bulto en los bolsillos, con una pantalla más grande y bordes redondeados pero con un defecto muy grande que deja muchísimo que desear de los encargados del diseño industrial de la terminal, me explico:

Sin contar el teclado numérico, los botones laterales o de encendido, el N96 incluye 16 botones, sin relieve alguno, agrupados en un espacio muy pequeño, algunos están para funciones básicas e importantísimas como contestar, terminar una llamada, navegar por la interfaz y otros para funciones tan irreleventes o poco relacionadas como play/pausa, siguiente/anterior, o "el botón para el menú multimedia", todos estos tan pequeños y sin ninguna retroalimenacón táctil (pues no hay relieve). En repetidas ocasiones le puse play a una canción, cuando lo que quería era terminar una llamada. Lo que más me molesta es que estos botones multimedia no eran necesarios pues ya se incluyen en el teclado de doble apertura.

Batería

Mi otra gran queja con relación al N95 era la batería que duraba menos que el primer StarTAC. En este sentido han hecho mejoras considerables e importantes que aumentan el tiempo efectivo de uso considerablemente, tanto por mejoras de hardware como optimización del software para apagar automáticamente el Bluetooth, Wi-Fi o el GPS cuando estos no están siendo usados. También se agradece enormemente que la tapa de la batería es totalmente diferente y no se rompe a las 2 semanas de comprar el teléfono.

De hecho es realmente admirable que Nokia haya conseguido aumentar el tiempo de vida tanto con un teléfono con tantas cosas.

Mapas y GPS

El GPS del N96 es casi igual de lento al N95, sí, el A-GPS ayuda un poco cuando se trata de posicionarte pero haciendo una comparación con el iPhone la diferencia era de minutos.

Nokia Maps es feo, es lento, difícil de navegar y con una usabilidad que podría compararse a las peores épocas del sitio de Iberia, pero tiene una ventaja: los mapas son descargables y pueden ser navegables sin necesidad de tener una conexión de datos, aún así, siempre eché de menos Google Maps.

Conclusiones

No es un móvil que compraría; desde hace un año me sorprende las personas que gastan dinero en estos teléfonos "navaja suiza" que abarcan mucho y aprietan poco, que defienden cualquier móvil de Nokia con sistema operativo S60. Parece que el N96 es algo asi como una camara de fotos glorificada, es practicamente de lo único que me hablan cuando me refiero al móvil. Como canal de expresión puede funcionar bien con software de terceros tipo Qik o Seesmic, pero me parece que es demasiado caro para usarlo solo para eso.

Al final el N96 terminó siendo relegado a un móvil secundario que uso de vez en cuando y que me aporta muy poco.