Ahora que el maestro se fue, recurriré al tópico de resaltar lo bueno y obviar un poco lo malo que hizo en vida. Este vídeo es uno de los mejores ejemplos de la gracia de internet y de los verdaderos tesoros que se pueden encontrar por ahí. Y ahora sí, traten de aprender de James Brown...

Memoricen al menos El Robot, que está en mi top 5 de bailes favoritos de todos los tiempos.

Enlace: A dance lesson by James Brown | Vía: Digg