Meta (Facebook) continúa notando el impacto de la medida de privacidad que Apple anunció en iOS 14.5 y lo seguirá haciendo en los próximos meses. David Wehner, director financiero de la compañía, ha asegurado que la posibilidad de que los usuarios de iOS escojan si una app puede rastrearles o no, se traducirá en una pérdida de 10.000 millones de dólares en ingresos relacionados con la publicidad durante 2022. Wehner, además, ha acusado a Apple de tener un trato favorable con Google.

Esta medida de privacidad que llegó con iOS 14.5, llamada "App Tracking Transparency", permite evitar que las aplicaciones realicen un seguimiento a los usuarios. Algo que impide a Facebook y a otras compañías mostrar publicidad relacionada con lo que esa persona suele buscar en su smartphone. Esto se traduce en un menor número de ingresos, dado a que muchos de los anuncios que se muestren no serán de interés. Si bien Meta siempre se ha mostrado en contra de App Tracking Transparency defendiendo que perjudica principalmente a los pequeños comercios que deciden publicitarse a través de sus plataformas, la función de privacidad también afecta directamente a la propia compañía.

"Creemos que el impacto de iOS en general como viento en contra en nuestro negocio en 2022 es del orden de 10.000 millones de dólares. Así que es un viento en contra bastante significativo para nuestro negocio".

Asegura David Wehner, CFO de Meta.

Meta y otras plataformas reportan pérdidas, mientras que Google anuncia ingresos

Fuente: Unsplash.

La medida no solo perjudica a Facebook, también a otras redes sociales y plataformas en los que la publicidad es una parte importante de su negocio. No obstante, Google notó un aumento en este área, con un 33 % más de ingresos respecto al mismo periodo del año anterior. Webber sugiere que este crecimiento interanual se debe a que la firma de Mountain View cuenta con "un conjunto de diferentes restricciones por parte de Apple". Es decir, un trato favorable que podría estar causado por el hecho de que Google Search sea el buscador predeterminado en Safari.

Según comenta el director financiero de Meta, las restricciones de App Tracking Transparency no parecen aplicarse a los navegadores. Por lo tanto, Google puede continuar mostrando publicidad que esté relacionada con lo que sus usuarios buscan a través de internet. Google, además, paga una elevada cantidad a Apple para que su buscador se muestre de manera predeterminada en iOS. Webber cree que estos ingresos para la compañía de Cupertino por parte de Google son un incentivo para que "esta discrepancia política continúe".

"Creemos que las restricciones de Apple están diseñadas para excluir a los navegadores del seguimiento que Apple exige en otras aplicaciones. Lo que significa que los anuncios de búsqueda podrían tener acceso a muchos más datos de terceros, con más fines de medición y optimización, que las que tienen plataformas publicitarias basadas en aplicaciones como la nuestra".

Confirma David Wehner.