Electronic Arts lleva varias décadas renovando su licencia para el lanzamiento anual de la franquicia FIFA, uno de los títulos de fútbol más importantes de la historia de los videojuegos. Ahora, durante recientes negociaciones sobre el estatus de la licencia, parece que Andrew Wilson, CEO de EA, no tiene deseos de continuar apoyando a la reconocida franquicia. Al menos no de la manera en que estamos acostumbrados.

Según las supuestas declaraciones recogidas por el portal VGC, parece que el mencionado directivo ha intentado convencer a los empleados de la compañía de retirar el soporte a la franquicia FIFA. De esta forma, Wilson asegura que este es el movimiento más adecuado que pueden hacer por la marca; y es que el CEO considera que la licencia se ha convertido en "un impedimento" para el progreso de la saga.

Sus palabras arrojan que esta limitación habría impedido la expansión de los juegos más allá de los modos tradicionales que ya vemos dentro de las iteraciones anuales de FIFA. Asimismo, la licencia habría limitado la entrada de la marca a "ecosistemas digitales más amplios", según arrojan las fuentes anónimas que han informado a VGC.

De esta forma, Andrew Wilson cree que lo único que la franquicia ha podido ofrecer a EA en años no mundialistas fueron "cuatro letras en el frente de la caja".

Básicamente, lo que obtenemos de la FIFA en un año sin Mundial son las cuatro letras que aparecen en la parte delantera de la caja; en un mundo en el que la mayoría de la gente ya ni siquiera ve la caja porque compra el juego digitalmente. En un año de Copa del Mundo, por supuesto, tenemos acceso a la Copa Mundial; pero en el contexto más amplio del fútbol mundial sobre una base anual, la Copa Mundial es importante, pero no es la más importante. Tenemos otras 300 licencias que nos dan el contenido con el que nuestros jugadores se involucran más y más profundamente.

Andrew Wilson, CEO de Electronic Arts Inc

No es la primera vez que EA amenaza con abandonar FIFA

Crédito: FIFA

Durante los meses finales de 2021, un alboroto parecía sacudir las relaciones entre Electronic Arts y la Federación Internacional de Fútbol Asociación (FIFA). Según los reportes publicados durante esta época, todo apuntaba a que el organismo estaba exigiendo a EA un pago mayor por cada ciclo mundialista. Es decir, cada 4 años, EA tendría que desembolsar unos 1.000 millones de dólares; alcanzando así la suma de 2.500 millones de dólares cuando el acuerdo llegara a sus 10 años.

Por supuesto, esta petición no fue vista con buenos ojos por Electronic Arts. Según los reportes, la FIFA estaba solicitando más del doble de lo acordado en contratos anteriores. Sin embargo, este no es el único motivo por el que la colaboración se vio afectada.

La FIFA también tiene intenciones de limitar el uso del nombre de la franquicia por parte de Electronic Arts. Y es que esta última también usa el nombre "FIFA" para algunas de sus ramas de torneos y productos digitales; incluyendo los NFT de FIFA Ultimate Team.

Electronic Arts sigue estudiando la posibilidad de renovar o no la licencia de FIFA. Por supuesto, esto no afectaría a las licencias de jugadores, estadio o clubes, y es que estas se negocian directamente con FIFPRO; quienes ya han acordado la renovación de las mismas con la editora estadounidense.