Los planes de Meta en relación con el mundo de los NFTs parecen ir más allá de crear tokens no fungibles para venderlos a los usuarios. Según Financial Times, la compañía de Mark Zuckerberg quiere hacer de Facebook e Instagram un lugar donde sus usuarios también puedan crear y vender estos activos digitales que tanta popularidad están obteniendo.

El citado medio destaca que tanto Facebook como Instagram están trabajando en una función "piloto" para ayudar a crear un NFT. Ambas redes sociales también estudian compatibilizar sus plataformas para que los usuarios puedan mostrar sus tokens en sus perfiles sociales. Meta, además, parece estar explorando la posibilidad de crear una especie de Marketplace "para que los usuarios compren y vendan NFTs".

Los planes, eso sí, se encuentran en una fase de desarrollo muy prematura, por lo que podrían cambiar, según la mencionada fuente. No obstante, la compañía ha mostrado públicamente su interés por los NFTS en más de una ocasión. Por lo tanto, no sería de extrañar que el proyecto, salvo por pequeños cambios, avanzase rápidamente.

De hecho, Adam Mosseri, máximo responsable de Instagram, reveló su intención de incluir NFTS en su plataforma para hacerlos "más accesibles", algo que parece coincidir con los planes revelados por Financial Times. Los NFTs, además, son una parte importante del metaverso, y en el mundo virtual que prepara la firma de Mark Zuckerberg también estarán presentes.

Twitter también está explorando los NFTs

Photo by Claudio Schwarz on Unsplash

Mientras tanto, otras compañías relacionadas —y no relacionadas— con el sector tecnológico, también han anunciado su subida al carro de los NFTs. Ya sea través de la adquisición de empresas dedicadas a la creación de activos digitales o, como aseguró recientemente Twitter, mediante el desarrollo de sistemas que permitirán hacer que los tokens sean compatibles con sus plataformas.

Todo ello, mientras la fiebre por estos activos digitales sigue en auge, y una prueba irrefutable son las múltiples locuras relacionadas con estos tokens no fungibles. Hace tan solo unos meses, un mod de DOOM que consistía en fotografiar varios NFTs como una burla a los que defienden que son materiales no reproducibles, se vitalizó en internet e incluso llamó la atención de Elon Musk. Semanas antes, un usuario anónimo adquirió un token de un yate para un juego del metaverso por más de 500.000 dólares, y hasta un youtuber sacó su propia línea de tokens.