En 2020, Hipertextual habló con el actor porno Dani Robles sobre su cuenta en OnlyFans. Empezó a subir contenido sexual explícito en 2014 y afirmó que no es necesario ser una persona conocida para ganar dinero en la plataforma; basta con ser buen vendedor. "La clave para que tu OnlyFans tenga éxito es mostrar aquello que más vende. Mientras menos censura haya en tu contenido, más gustará y dará mayor beneficio". Más de un año después de esta conversación, Dani Robles es uno de los afectados por las nuevas normas de OnlyFans. A partir del 1 de octubre de este año, todo el contenido sexual explícito quedará vetado en la plataforma, aunque los desnudos seguirán estando permitidos.

La decisión ha sido una sorpresa para los 2 millones de creadores de contenido, también para los más de 100 millones de usuarios. Robles dijo por correo electrónico que hace unos meses la plataforma hizo un barrido de perfiles para comprobar que todos los creadores de contenido cumplían con las reglas de la comunidad. "OnlyFans me dio 48 horas para justificar una serie de posts que según ellos no cumplían los requisitos. Por suerte pude solucionarlo a tiempo, pero muchas cuentas fueron bloqueadas y sancionadas". Era la antesala del veto al contenido sexual, pero pocos supieron verlo.

OnlyFans ya era conocido antes de la pandemia, pero bastó con que nos encerraran en casa para que los números de la plataforma subieran como la espuma, así como el de los suscriptores dispuestos a pagar por el contenido de los creadores. Dani Robles, actor porno de profesión, tuvo que hacer frente a una disminución de su ritmo de trabajo por el confinamiento y "gracias a OnlyFans he compensado esa parte". La decisión que tomó la plataforma "a nivel personal me repercute negativamente", continuó. Además de no poder subir contenido nuevo, tendrá que eliminar todo lo que ha publicado anteriormente y que se entienda como contenido sexual explícito.

Los creadores de contenido están apostando por otras plataformas como JustForFans

Al igual que Dani Robles, otras personas que suben fotografías o vídeos pornográficos y que recibían dinero por ello se verán afectados. Muchos de ellos pasarán a otras plataformas con un sistema parecido; Robles, por ejemplo, apostará por JustForFans, donde ya tiene una cuenta activa. Pero asegura que, por ahora, el número de suscriptores dista mucho de lo que ha conseguido en OnlyFans desde 2014. Y, como muchos otros creadores de contenido, no está de acuerdo con el veto.

Visa y Mastercard mueven sus hilos

Photo by Tima Miroshnichenko on Pexels.com

La decisión de OnlyFans se puede considerar como un lavado de cara. Al fin y al cabo, la plataforma es conocida como uno de los sitios porno más famosos y está claro que muchos inversores no quieren formar parte de una empresa con esta imagen. La presión definitiva ha llegado, no obstante, por parte de los proveedores de pagos Visa y Mastercard, después de que este último actualizara su normativa. "Si los creadores de contenido hicieran la intermediación con sus suscriptores con criptomonedas, no habría problema", dijo a Hipertextual María García-Quintana, emprendedora digital y experta en redes sociales y nuevas tecnologías de la Universidad a Distancia de Madrid (Udima).

Asimismo, indicó que con el veto de contenido sexual explícito se abre en OnlyFans un abanico increíble para que surjan plataformas que lo permitan. "También lo veo una oportunidad para seguir apostando por la criptomoneda. Es volátil, pero va a tener mucho recorrido. Todas las plataformas que apuestan por la criptomoneda tendrán éxito, como Pornhub", indicó.

La página web de porno más famosa del mundo estuvo en el punto de mira el año pasado, después de que un artículo de The New York Times informara sobre contenido sexual infantil. Visa y Mastercard cortaron toda relación con Pornhub; como respuesta, la plataforma cambió sus políticas y prohibió el contenido de cuentas no verificadas. Asimismo, eliminó miles de vídeos de la página web.

Después del escándalo de Pornhub, Mastercard actualizó sus políticas para los sitios con contenido para adultos. Ahora, es obligatorio que las plataformas revisen el contenido, también confirmar el consentimiento, edad e identificación de los creadores. Las medidas no han pasado desapercibidas y en Estados Unidos, el Centro Nacional de Explotación Sexual otorgó a Mastercard el premio al liderazgo corporativa por las nuevas políticas, informó Protocol.

OnlyFans 'nos echa a patadas'

OnlyFans se ha encontrado en medio de esta coyuntura, pero para los creadores de contenido no tiene explicación el veto al contenido sexual explícito. "Han tomado una malísima decisión, no solo por los creadores, sino por ellos mismos. OnlyFans es famoso por el contenido erótico/sexual, nadie va a querer suscribirse para ver recetas de cocina", opinó para Hipertextual Jenni, una de las creadores afectadas por las nuevas políticas de la plataforma.

"Gracias a nosotros, los creadores de contenido sexual, han llegado donde están, y ahora nos echan a patadas como si nada. Y no es nada nuevo, ya llevaban un tiempo tratándonos mal, nunca avisan las cosas importantes. Querían un lavado de cara después de ganar dinero con nosotros, y eso está muy feo".

Jenni

Para Jenni, OnlyFans es trabajo. Con el dinero que gana paga su casa y las facturas. "Están siendo momentos muy difíciles para mí y para el resto de creadores y creadoras. Ahora mismo no sé qué ingresos voy a tener a partir de octubre, ya que mi contenido es totalmente sexual, y voy a tener que borrarlo todo". No es la única que piensa que OnlyFans ha dejado a los creadores de contenido en la estacada después de haber conseguido visibilidad gracias a su contenido sexual.

OnlyFans aclaró que seguirá permitiendo los vídeos y fotografías de desnudos pero no dio detalles sobre qué tipo de desnudos estarán aceptados y cuáles no. Tampoco se lo han aclarado a los afectados como Jenni. Será cuestión de tiempo saber si el contenido erótico es suficiente para que OnlyFans mantenga sus millones de usuarios y creadores de contenido.

El 'control' en internet

Más allá del descontento de las personas que han popularizado OnlyFans, el veto a las fotos y vídeos pornográficos ha puesto sobre la mesa el debate del poder de las empresas que forman parte de internet. Sobre todo si deciden qué páginas pueden seguir operativas. Cloudflare tomó la polémica decisión de vetar The Daily Stormer, la web neonazi estadounidense detrás de la manifestación de Charlottesville. Incluso el director de la empresa, Matthew Prince, definió esta decisión como peligrosa. En enero de 2021, Amazon Web Services hizo lo propio con la red social Parler.

Algunos críticos ven estas decisiones como una violación de la libertad de expresión. Otros, sin embargo, como medidas necesarias para frenar contenido que promueve la violencia y el odio, como el caso de Parler. En el de OnlyFans o Pornhub, la pornografía. Como apuntaba María García-Quintana, las criptomonedas pueden jugar un papel importante.

También opina así Pablo Villalba, programador y experto en criptomonedas. "Con la tecnología actual, OnlyFans podría migrar a 'cripto'. Podría migrar a Ethereum aunque es caro, pero hay otras redes más sencillas y son resistentes a la censura. Ese es el sentido original de las criptomonedas". Sobre este sentido, detalló:

"Las criptomonedas en la práctica pueden luchar contra la censura y crear una red de libertad total de comunicación. Me da pena que OnlyFans no haya aprovechado la oportunidad. Si hubiera sido uno de los pioneros en este ámbito, sería un caso de estudio y podría inspirar a otras empresas a adoptar modelos similares".

Pablo Villalba

Al final, Villalba explicó a Hipertextual que estamos solo ante el inicio de la revolución de las criptomonedas y que cada vez serán vistas como una solución para evitar la censura. A pesar de que en el caso de OnlyFans no es importante como tal que se censure contenido sexual, sí puede crear un precedente. Villalba concluyó que en otros países como China este precedente empieza como algo inofensivo y acaba expandiéndose a otros aspectos alarmantes como no estar de acuerdo con un partido político.

Si hablamos de OnlyFans, tenemos que hablar también de ética

En cualquier caso, OnlyFans no se enmarca dentro de otras páginas como Pornhub porque, al fin y al cabo, los creadores de contenido de OnlyFans son una suerte de "autónomos". No dependen de productoras ni de otras personas para publicar su contenido. Lo graban en su casa y ponen un precio por la suscripción a su canal. Aunque la moral también entra en juego. Por un lado, un creador de contenido de OnlyFans puede no estar sujeto a las explotaciones de la industria, pero sí perpetuar roles de genero impuestos por la sociedad y en los que se cosifica el cuerpo de la mujer; incluso se ve como algo para comercializar. El hombre, mientras tanto, es alguien a quien hay que complacer.

Más allá de los roles de género impuestos, en casos como el de Pornhub la presión por parte de los proveedores de pago como Visa y Mastercard ha llegado como respuesta a una falta de verificación de los perfiles. El contenido pornográfico infantil no era una excepción y miles de vídeos fueron eliminados. Pero OnlyFans no solo decidió tomar esta misma medida, sino que fue más allá y acabó vetando todo el contenido sexual explícito. Quizá por cortar por lo sano o porque no son capaces de controlar que todos los perfiles en OnlyFans son de personas mayores de edad y que cumplen con las normas de la plataforma.

Mientras tanto, creadores de contenido como Dani Robles y Jenni tendrán que buscar otra fuente de ingresos. Si OnlyFans les cierra la puerta, tendrán que abrir una ventana y buscar otra de las plataformas con la misma esencia.