Tal como se venía anticipando, la comisaria de la Unión Europea, Margrethe Vestager, ha anunciado las conclusiones preliminares en torno a la investigación a Apple sobre las comisiones aplicadas en la App Store. Y, en especial, sobre la posición de Apple Music y Apple respecto a otros rivales disponibles en iOS.

El asunto no será nuevo para muchos, puesto que, desde que Spotify acusase públicamente a Apple de favorecer su servicio musical (Apple Music) en detrimento de la competencia, el tema ha estado en el centro de la conversación. Apple, por otro lado, siempre ha respondido de forma muy contundente a estas acusaciones.

La investigación de la Unión Europea está encaminada a determinar si las comisiones que Apple impone a las aplicaciones de terceros en la App Store, y al hecho de que no permita los desarrolladores integrar otros métodos de compra en sus apps, supone una vulneración de la competencia.

Hay que tener en cuenta de que se trata de las conclusiones preliminares, por lo que el documento y la decisión de la Comisión no suponen un posicionamiento jurídico en sentido alguno. De momento.

Primeras consecuencias del famoso ‘caso Spotify vs Apple’

Spotify

Las conclusiones de la Comisión apuntan a que, dadas las prácticas que ha venido realizando la compañía, supondrían un abuso de la posición dominante en el mercado de la música en streaming:

«La Comisión Europea ha informado a Apple de su punto de vista preliminar, considerando que distorsionó la competencia en el mercado de música en streaming al abusar de su posición dominante para la distribución de aplicaciones de transmisión de música a través de su App Store.»

A ojos de la Comisión, y examinando las conclusiones preliminares, parece que efectivamente, la limitación de los métodos de pago es el punto central sobre el que la Unión Europea va a construir su caso. Considera el regulador que, el hecho de que Apple limite los sistemas de pago a las aplicaciones puede suponer una limitación a las oportunidades de elección de los usuarios. Y, por tanto, afectar negativamente a libre competencia.

«La Comisión está en desacuerdo con el uso obligatorio del propio mecanismo de compra en la aplicación de Apple impuesto a los desarrolladores de aplicaciones de transmisión de música para distribuir sus aplicaciones a través de la App Store de Apple. A la Comisión también le preocupa que Apple aplique ciertas restricciones a los desarrolladores de aplicaciones que les impiden informar a los usuarios de iPhone y iPad sobre posibilidades de compra alternativas más económicas.»

Por tanto, y dada la relación de Apple con su propio servicio, Music, y el resto de servicio disponibles en la App Store, para el regulador existe una posición dominante en el mercado de la distribución de aplicaciones de música a través de su App Store:

Dos normas de la App Store de Apple son las que estarían ‘limitado la libertad del consumidor’

«Con Apple Music, Apple también compite con los proveedores de transmisión de música. Al establecer reglas estrictas en la tienda de aplicaciones que ponen en desventaja a los servicios de transmisión de música de la competencia, Apple priva a los usuarios de opciones de transmisión de música más baratas y distorsiona la competencia. Esto se hace cobrando altas comisiones en cada transacción en la tienda de aplicaciones para los rivales y prohibiéndoles informar a sus clientes sobre opciones de suscripción alternativas «.

Margrethe Vestager

Con todo ello, la Comisión considera que existen dos puntos centrales de las reglas de Apple que se relacionan entre sí. Y que generarían, de facto, un abuso de mercado.

Por un lado, el uso obligatorio del sistema de compra dentro de la aplicación (la clásica in-app) y la aplicación de la comisión del 30%. Esto obliga a la mayoría de los proveedores de streaming, según la Comisión, a aplicar tarifas más elevadas aumentando los precios.

Y por otro, las conocidas Anti-steering provisions que limitan la capacidad de los desarrolladores de aplicaciones a informar a los usuarios sobre opciones de compra alternativas fuera de las aplicaciones y de la App Store.

La imposición de estas normas supondría una vulneración del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea

Según la Comisión, la aplicación de ambas medidas supone que los usuarios de dispositivos Apple paguen precios significativamente más altos por los servicios de suscripción de música. También que se les impida comprar determinadas suscripciones directamente en sus aplicaciones, algo que Apple no limita en su propio servicio, Apple Music.

Por todo ello, para el regulador, la imposición de estas normas de Apple distorsionan la competencia en el mercado de la música en streaming. También suponen aumentar los costes de los desarrolladores y los precios que pagan los usuarios por usar estas apps.

A la espera de escuchar la posición de Apple, la comisión considera que esta conducta infringiría el marco jurídico. En especial, el artículo 102 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), que prohíbe el abuso de una posición dominante en el mercado.

Apple responde

La compañía ha reaccionado a las acusaciones de la Unión Europea sobre el supuesto abuso de posición dominante. Los de Cupertino echan por tierra algunos de los argumentos, tanto de la Comisión como de Spotify, apunta a que el servicio de streaming no le paga a Apple ninguna comisión en lo que respecta a la base del 99% de sus suscriptores de pago.

Además, en Europa, Spotify tiene una cuota de más de un 50% del mercado, algo que sí que choca con parte de las pretensiones de la Comisión respecto al reparto de la tarta del mercado de música de streaming .

«Spotify se ha convertido en el servicio de suscripción de música más grande del mundo y estamos orgullosos del papel que hemos desempeñado en eso. Spotify no paga a Apple ninguna comisión sobre más del 99% de sus suscriptores, y solo paga una comisión del 15% sobre los suscriptores restantes que adquirieron a través del App Store. En el centro de este caso está la reclamación por parte de Spotify de poder anunciar ofertas alternativas en su app en iOS, una práctica que ninguna tienda en el mundo permite. Una vez más, quieren todos los beneficios del App Store, pero no creen que deban pagar nada por ello. El argumento de la Comisión en nombre de Spotify es lo opuesto a la competencia leal.”

Comunicado de Apple

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.