Intel no está pasando por su mejor momento y, en un intento por recuperar algo de protagonismo en un sector ampliamente competido, lanzó una campaña de anuncios publicitarios en los que apunta directamente contra Apple, su socio por más de 15 años. El fabricante de circuitos integrados contrató a Justin Long, quien fuera responsable de interpretar al personaje ‘Soy un Mac’ de la icónica campaña «Get a Mac», para cambiar de bando y defender a la PC.

En la nueva campaña, de nombre «Go PC«, Justin ya no «interpreta» a un Mac. Por el contrario, se vuelve una persona real para evaluar diferentes computadoras y, por supuesto, mostrar las ventajas que las portátiles con procesador Intel tienen sobre las propuestas de Apple. De hecho, aprovechan para atacar a los ordenadores con procesador M1 (ARM).

En el anuncio inferior, Intel muestra como Justin tiene un PC y un Mac sobre la mesa. Mientras que del primero destaca su capacidad de convertirse en tableta, del segundo muestra lo difícil que sería cargar con varios dispositivos como un iPad, un teclado y un stylus debido a la ausencia de una pantalla táctil.

Lo cierto es que los nuevos anuncios de Intel no resultan tan graciosos como los originales lanzados hace casi dos décadas atrás por Apple. Probablemente los recuerdes. El personaje ‘Soy un Mac’ (Justin Long) y el ‘PC Guy’ (John Hodgman) mantenían divertidos diálogos en los que se buscaba visualizar las ventajas de los ordenadores de Apple sobre los del resto de fabricantes. De hecho, los de Cupertino trajeron de vuelta al ‘PC Guy’ cuando presentaron los primeros ordenadores con procesador M1.

Intel, en un momento complicado

No es ningún secreto que Intel se enfrenta a desafíos que están poniendo a prueba su liderazgo en el mercado de ordenadores personales. Su nueva campaña publicitaria parece ser un intento por volver a hacerse visible en un presente en el que la competencia es feroz.

AMD, por ejemplo, gana cada vez más fuerza con sus procesadores Ryzen, bajo la arquitectura x86, mientras que Apple se adentró en una nueva arquitectura con sus chips personalizados M1, impulsando el interés hacia la arquitectura ARM, que también han aprovechado otras compañías como Qualcomm.

Recientemente Intel presentó su 11ª generación de procesadores Rocket Lake-S con menos núcleos en comparación con la competencia. Además, mantienen el proceso de fabricación de 14 nm. AMD, por su parte, está apostando por los 7 nm. y por integrar más núcleos. Esta estrategia les ha permitido ganar terreno en los últimos años.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.