Google Maps es mucho más que un simple callejero, y continúa adelante con la absorción de servicios en su plataforma. De la misma forma que vemos como otros de los servicios de Google canibalizan a plataformas más experimentales, el servicio de mapas de la casa comienza a recibir algunas de las características hasta ahora más exclusivas de Waze.

Google lleva unos meses probando la inclusión de avisos de radares, y es ahora cuando llegan a España, tanto en dispositivos Android como iOS. No es, sin embargo, la única característica que llega en esta actualización.

https://hipertextual.com/2019/05/canibalismo-google

Google avisa ahora de los radares fijos que estén convenientemente comunicados por las autoridades de tráfico. Por tanto estos se limitan a los radares fijos, dato que nos indica cuando pulsamos sobre uno de ellos. De momento, eso sí, Google no avisa de la velocidad a la que están limitados estos, como tampoco nos indica la velocidad máxima de cada tramo mientras conducimos.

Ahora Google incluye también la posibilidad de avisar de una incidencia, que recibirán el resto de usuarios que transiten por esa zona, al estilo de Waze. Habrá tres posibilidades de aviso: colisión, para avisar de un accidente; radar móvil y retención, para avisar de un atasco. Con estas características se añade un input humano a eventos que Google ya detectaba, como los atascos, pero ahora le asignará una causa.

Con este movimiento, Google Maps sigue avanzando en la centralización de Google Maps como su servicio polivalente en movilidad. Tras incluir taxis, patinetes e incluso navegación con realidad aumentada se convierte en un compañero más para el día a día.

👇 Más en Hipertextual