Entre todos los termostatos inteligentes que podemos encontrar, dos marcas parecen destacar por encima del resto. Una es el gigante Nest, que lleva años especializada en dispositivos para el hogar gracias, entre otros factores, a su integración en el ecosistema Google. La otra es tadoº, la empresa alemana que en los últimos años ha experimentado un crecimiento importante gracias a su comercialización como parte del servicio de importantes compañías de gas, como Naturgy en España.

Los dos últimos lanzamientos de cada una, Nest Thermostat E y tadoº V3, presentan un diseño que luce en cualquier pared, dejando atrás los estéticamente cuestionables termostatos tradicionales. Ambos también han reducido en gran medida la complejidad de su instalación y, a través de un completo manual en la aplicación, permiten que casi cualquier persona pueda instalarlos sin tener que llamar a un profesional. En Hipertextual hemos instalado los dos modelos y no fue complicado.

En cuanto a funcionamiento, tanto el Thermostat E como el V3 ofrecen todo lo que se puede esperar de un termostato inteligente. A través de la app, podemos decidir en cada momento qué temperatura queremos para nuestra casa, programarla o incluso encenderla de manera remota para que cuando lleguemos, la temperatura sea la más agradable.

En precios, tampoco existe demasiada diferencia ya que los dos últimos lanzamientos de cada una, Nest Thermostat E y tadoº V3, tienen un precio similar de salida, que ronda los 220 euros.

Entonces ¿cuál es entonces el factor diferencial que puede hacer que nos decantemos por uno o por otro? Principalmente, la compatibilidad con los asistentes de voz que reinan en la mayoría de los hogares: Alexa, Google Assistant y Apple Homekit.

El recién finalizado 2018 ha destacado, entre otras cosas, por la consolidación de los asistentes de voz. Los tres gigantes (Amazon, Google y Apple) han materializado en la mayoría de países sus propuestas para el hogar conectado, abriendo la puerta al control por voz de todos los dispositivos. Una vez superada la acción de apagar y encender las luces, los termostatos son el siguiente paso lógico hacia el hogar inteligente.

Mientras que Nest es compatible, principalmente con Google Assistant y a través de una skill se le puede añadir la compatibilidad con Alexa, el nuevo tadoº V3 añade además el asistente de Apple.

El nuevo termostato de tadoº también ofrece una skill llamada Ambiente Confortable, que crea dentro de casa un entorno más saludable aportando información como la calidad del aire o consejos para prevenir factores que pongan en riesgo la salud, como las humedades. Para ello, establece una serie de pautas como cuánto tiempo debemos dejar abiertas las ventanas para ventilar o si hay índices altos de polución en el exterior, cerrarlas.

En definitiva, con dos productos tan completos y similares entre sí, encontrar el valor diferencial reside en la compatibilidad con el asistente de voz al que queramos encomendarle la gestión de nuestro hogar.

👇 Más en Hipertextual