La relación de Apple y Qualcomm ha tocado fondo. Los problemas legales entre ambas empresas de hace años han culminado en que la empresa de Cupertino no usará los módems de la compañía de San Diego en su siguiente generación de dispositivos.

Este anunció concuerda perfectamente con lo expresado por el analista Ming-Chi Kuo, que en febrero ya nos aseguraba que Apple y Qualcomm romperían relaciones. Como ya explicábamos en aquel artículo, esta sería la primera vez que Apple usa un único proveedor, en este caso, la compañía Intel, idea que va contraría a la diversificación que Steve Jobs pasó tanto tiempo buscando.

Según recoge CNBC, George Davis, CFO de Qualcomm, declaró lo siguiente:

Creemos que Apple tiene la intensión de usar únicamente los módems de nuestros competidores en lugar de los nuestros en la siguiente generación de sus iPhone. Seguiremos proveyendo módems para los dispositivos del legado de Apple.

Por esto, puede que no sea la última vez que veamos a Qualcomm en los iPhone de Apple, muy probablemente no será en la próxima generación.

La pérdida de Apple entre sus clientes podría ser algo catastrófico para Qualcomm, ya que además de ser el fabricante de uno de los smartphones más reconocidos a nivel mundial, suele ser el que lleva la batuta en el mundo de la tecnología.

Apple también podría prescindir de Intel a la hora de integrar los módems 5G en los iPhone de 2020, por lo que podría elegir a MediaTek como encargada para producirlos. Sin embargo, para esto aún falta algo de tiempo.