Apple podría prescindir de manera total de los módem 5G manufacturados por Intel en sus iPhone de 2020, según recientes informaciones. Bajo motivos que se desconocen por el momento, la empresa afincada en Cupertino habría deicidio no continuar con el trato comercial para este aspecto de sus terminales móviles en favor de otra firma que pueda desarrollar una solución más competente. Aunque aún se desconoce quién puede ser, todo apunta a que podría tratarse de la taiwanesa MediaTek.

Según la publicación Calcalist, de acuerdo con personas familiares al asunto, Apple habría informado ya de la decisión a Intel, provocando la detención el desarrollo de Sunny Peak, el nombre con el que se conocía de manera interna a estos módem 5G. La compañía liderada por Tim Cook es un cliente crítico en este campo para el fabricante de semiconductores, que ahora estaría buscando recomponerse para ofrecer una solución a la altura de lo que espera Apple y poder recobrar la presencia en sus terminales móviles en futuros modelos.

Adiós, Intel

Si estas filtraciones resultan conformadas, la empresa de Cupertino seguiría su plan hacia una independencia total de Intel después de saberse que trabaja en sus propios procesadores para sustituir a los de Intel en sus ordenadores, un proyecto que también se espera que comience a hacerse efectivo a partir del año 2020. Los planes futuros de la compañía pasan por poder autoabastecerse de cuantos compoenentes sea posible y, aunque para los módem 5G todavía no hay planes de fabricación propia, es algo que no resultaría extraño ver en el futuro.

Por el momento, ni los modelos de iPhone de este año ni de 2019 se verían afectados en modo alguno por este movimiento, donde será Intel la que tenga más presencia en este apartado tras la disputa abierta con Qualcomm. De esta forma, la primera será la encargada de suministrar cerca del 70 % de los chips para los dispositivos más populares de Apple, mientras que la empresa con la que se encuentra en conflicto se encargará del 30 % restante.