Motorola ha presentado hoy su Moto Z3 Play, una nueva apuesta por el cada vez más difícil de la gama media donde cada vez es más complicado encontrar una posición cómoda. Concretamente, el fabricante ha visto caer sus ventas en los últimos años por la llegada de otras compañías que han sabido realizar mejores apuestas ante una Motorola que se mantiene fiel a sus diseños de hace años, que en su día consiguieron labrar una identidad propia pero ya no resultan tan atractivos, y cuyos precios no son tan competitivos.

Esto vuelve a ocurrir con el Z3 Play, un smartphone de gama media que se sitúa en la línea de lo que podemos encontrar en este segmento en varios puntos pero que cuenta con uno que desmerece a todos los demás: el procesador Snapdragon 636 que palidece frente a opciones más sólidas de la competencia y que hace un flaco favor a este terminal de cara a sus perspectivas de venta. A pesar de esto, Motorola ha puesto cierto empeño en mejorar determinadas de los aspectos que consideramos esenciales a día de hoy.

Menos marcos, mejor cámara

Todo teléfono que se ponga a la venta a día de hoy ha de ser acompañado por dos características que no pueden faltar si se quiere tener una mínima aspiración a acabar en las manos de un número razonable de consumidores: doble cámara y pocos marcos bordeando a la pantalla. Dos premisas que cumple el Z3 Play, que ahora aumenta las dimensiones de su pantalla hasta las 6,01 pulgas e incluye dos lentes en su cámara trasera (una de 12 megapixeles f/1.7 y otra de 5 MP) para conseguir el habitual modo retrato con el sujeto en primer plano y el fondo desenfocado.

Acompañando al mencionado Snapdragon 636 encontramos 32, 64 o 128 GB de almacenamiento interno –ampliables hasta los 400 GB mediante microSD–, según el modelo, y 4 o 6 GB de RAM. Características propias de un gama media que, sin embargo, palidecen ante propuestas como el OnePlus 6 o el Xiaomi Mi 8, que por un precio parecido serán capaces de dar al usuario una experiencia mucho más completa a todos los niveles.

A pesar de que hacerle sombra a los terminales mencionados y otros tantos de los que copan este segmento parece poco menos que imposible, Motorola sigue tirando de inventiva para atraer la atención del respetable y apuesta de nuevo por los Moto Mods como seña de identidad. Estos accesorios, que se acoplan de manera magnética en la parte trasera del smartphone, siguen estando presenten en esta ocasión y, además, desde la compañía incluyen uno en la caja del propio dispositivo que aporta 2.000 mAh extra de batería, que se suman a los 3.000 mAh internos.

El Moto Z3 Play llegará al mercado en las próximas semanas con un precio de 499 dólares y sin precio oficial aún en euros. Suponiendo que se mantenga sobre esa cifra en la conversión oficial, y como se ha mencionado antes, existen opciones mejores en las que invertir el dinero.

Actualización 6 de junio, 23:00: Motorola ha dado a conocer los precios en México para su diferentes modelos, que serán de 11.499 pesos para la versión de 64 GB de almacenamiento y 4 GB de memoria RAM y 12.999 pesos en el caso de la de 128 GB de almacenamiento y 6 GB de RAM.