América Móvil ha hecho realidad en México una iniciativa que llevaba prometiendo desde el año pasado. A partir de este miércoles 14 de marzo, Telcel ha implementado la red 4.5G, llamada Gigared, en diez ciudades del país, en las que promete aumentar la velocidad de ancho de banda de tres a diez veces. El objetivo es llegar a 76 ciudades para finales de 2018.

"A partir de hoy los usuarios pueden tener voz y vídeo en alta definición (HD), además de que con esta red se puede impulsar la hiperconectividad, es decir, el Internet de las Cosas y masificar la utilización de los objetos conectados", afirmó Daniel Hajj, director general de América Móvil.

La implementación de la red forma parte de las inversiones de América Móvil durante los últimos años, las cuáles han ascendido a los más de 8.000 millones de dólares para el despliegue de la infraestructura y la actualización. La GigaRed de Telcel parece ser el primer paso para la llegada del 5G a México pero ¿cómo ha conseguido la operadora ofrecer un aumento de la velocidad de la red? ¿Quién podrá beneficiarse de la red 4.5G?

Estos son algunas de las claves de la llegada a México de un servicio que pretende mejorar la conexión móvil actual pero que está restringido a un número de clientes.

La infraestructura

Para poder desplegar la Gigared y ofrecer velocidades de 1 gigabit por segundo, América Móvil estaría estaría haciendo uso de la banda de 2.5 GHz y la de 1.7 GHz a través del beneficio técnico conocido como carrier agregation o agregación de portadoras, que permite a un teléfono móvil o dispositivo conectarse a dos frecuencias de forma simultánea para aumentar el ancho de banda.

Las operadoras móviles tienen asignadas ciertas frecuencias, las cuáles van también en función de las inversiones de estas compañías. "Con un ancho de banda de 800 Mhz se necesitan menos radiobases que con un ancho de 1.800 y, con 2.500 MHz, la densidad y la capilaridad es mayor porque la distancia en la que instalas las torres es cada vez menor para poder aumentar la velocidad", explicó Jorge Bravo, analista de telecomunicaciones en Mediatelecom, en entrevista con Hipertextual.

La banda de 2.5 GHz la adquirió Telcel a través de MVS Comunicaciones y, por lo tanto, es el único operador que puede operar con este espectro en México. Sin encargo, Bravo aclaró que es esta capacidad es solo de carácter regional y no nacional, por lo que está solamente disponible en ciertas partes del país. En la próxima licitación, Telcel podría participar y aumentar su red para convertirla en nacional aunque, por el momento, esta capacidad se reduce a lugares específicos.

¿Quién se beneficiará de la red 4.5G?

La verdad es que muy pocos. En la actualidad, hay pocos dispositivos que cuenten con la tecnología suficiente para soportar LTE Gigabit. Según América Móvil, hay al menos un millón de celulares u otros dispositivos que tienen esta capacidad.

Telcel afirmó que quienes cuenten con estos teléfonos de alta gama podrán beneficiarse de la red 4.5G sin coste adicional pero, al parecer, este número sobrepasa por poco el millón de personas de los aproximadamente 95 millones de usuarios de smartphone en México, según un informe de The Competitive Intelligence Unit

En concreto, los dispositivos que cuenten con los procesadores Snapdragon 835 y el Snapdragon 845 podrán soportar la red 4.5G. En la actualidad, Samsung Galaxy S8, Samsung Galaxy S9 y Sony Xperia XZ Premium son algunos de los modelos que cuentan con la tecnología necesaria.

La brecha digital

Los dispositivos que podrán beneficiarse de la red 4.5G son únicamente los de alta gama, disminuyendo drásticamente el número de personas que podrán utilizar la red más rápida. A pesar de que cada vez hay más usuarios de smartphones en el país, no todos son celulares de última generación ni los últimos modelos.

Por otro lado lado, también es importante hacer hincapié en la unos de los mayores retos para México: la brecha digital. Se calcula que alrededor de 57 millones de personas en el país no cuentan con acceso a la red.

Las últimas innovaciones llegan a un país en el que la desigualdad digital es un problema que afecta a muchos. Es importante recalcar que las ventajas de la red 4.5G llegarán, al menos por el momento, solamente a unos pocos pero, si ponemos en contexto los datos de la brecha digital, el índice de penetración podría ser todavía menor de lo que pensábamos.

Sin embargo, México se ha convertido en el cuarto país al que llega la Gigared 4.5, después de Austria, Brasil y República Dominicana. A pesar de los retos y las dificultades, este parece ser el primero paso para la llegada de la red 5G.

Mientras tanto, se están llevando a cabo varias iniciativas para intentar combatir la brecha digital como México Conectado y Google Station, el servicio del gigante tecnológico para ofrecer internet gratuito, seguro y de alta velocidad.