En una tarde repleta de filtraciones previas a las primeras conferencias del E3 2016, conocimos la existencia de Xbox One S. Al contrario de lo que apuntaba a ser Scorpio o de lo que Sony promete con PlayStation 4 Neo, hablamos de un rediseño con ciertas mejoras como los que ya estamos acostumbrados a ver en la industria.

Así, sus principales características son ser un 40% más pequeña, incorporar un disco duro de hasta 2TB, permitir la reproducción de vídeo a 4K y venir acompañada de un mando ligeramente rediseñado, con mejoras en los puntos de agarre y una conexión inalámbrica mejorada.

Phil Spencer ha confirmado que llegará en agosto. A nivel de precios, su versión de 500GB tendrá un precio de 299$/€, la de 1TB apuntará a los 349$/€ y la de 2TB, limitada a ciertas regiones, costará 399$/€.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.