Los laberintos tienen un encanto especial. Ya sea por su carácter enigmático, por su significado implícito o por su intrigante belleza, mezcla de peligro y diseños elaborados, los laberintos siguen fascinando, cautivando, y son constante referencia en la ficción.

En la literatura y el cine los laberintos han estado y siguen presentes. En la vida real siguen siendo una tradición viva, con adeptos alrededor del mundo que buscan, viajan y se inundan en los laberintos por el preciado sabor de encontrar la salida.

Dédalo, el arquitecto de la antigüedad y diseñador del laberinto “original”

A toda búsqueda sobre los orígenes de los laberintos, la respuesta siempre fue la misma: Dédalo. Pese a ser un personaje de la mitología, y por esto mismo, se le señala como el gran constructor y el que realizaría el laberinto por excelencia: el laberinto de Creta.

A su vez, la existencia del laberinto propicia que Dédalo tenga que escapar del mismo junto con su hijo Ícaro. Luego, es Teseo que, con ayuda de Ariadna, logra salir del laberinto tras matar al Minotauro.

No se ha encontrado un lugar que haya sido el laberinto del Minotauro en Creta, pero sí se conocen monedas con referencias del laberinto en el Palacio de Cnosos, dichas monedas datan del siglo III. El Palacio de Cnosos tenía en sí una estructura laberíntica, fue construida hacia 2000 A.C.

También se tienen registros de figuras de laberintos que datan de la Edad de Bronce. Talladas en piedra, estas figuras, se han localizado en Pontevedra, en Val Camonica, en Italia y otras localidades.

Ahora bien, los laberintos que nos conciernen en esta ocasión son los que están presentes en la ficción. Partimos del Laberinto de Creta, el cual parece, dar origen tanto a los reales como al resto de laberintos que vivimos tan intensamente en la literatura y en el cine.

Borges

Sí hay alguien tan enigmático como un laberinto es Jorge Luis Borges. Su fantástica obra ha acuñado la frase de "laberinto borgiano", para referirnos a los intrincados caminos de sus narraciones, de los conflictos de sus personajes, porque sus obras son en sí laberintos hermosos, complejos, que nos atormentan página tras página. Sin embargo, también hay laberintos tal cual, de hecho, es uno de los elementos constantes en sus obras.

Maze_laberinto

La Casa del Asterión es un pequeño cuento de Borges en el que figura el laberinto, así como el Minotauro, implicados en una narración hermosamente trágica.

La Biblioteca de Babel por su parte, es un lugar enigmático, fantasioso, pero también extenso e inmenso como el Universo, en el que un anciano busca un libro que posee el secreto del mundo.

Los dos reyes y los dos laberintos, también es el título de otro cuento incluido en 'El Aleph'. Sencillo y hermoso. Laberintos, egos y perdición.

Biblioteca de la Abadía benedictina

Topografia_1672_Vischer_Moelckh

Esta laberíntica biblioteca la encontramos en la enredada trama de El Nombre de la Rosa de Umberto Eco. Resulta una novela difícil por sus muchas de personajes reales, referencias y pies de página, pero su historia es tan compleja como intrigante. La biblioteca tiene una forma muy peculiar, además, su cuidador, el español Jorge de Burgos se describe como un monje anciano, ciego... sí, la referencia a Borges es directa y así lo ha explicado Eco:

Al igual que los pintores del Renacimiento, que colocaban su retrato o el de sus amigos, yo puse el nombre de Borges, como el de tantos otros amigos. Era una manera de rendirle homenaje a Borges.

El universo de Escher

Maurits Cornelis Escher es el nombre completo de este artista neerlandés, que, con su obra, nos traslada a mundos maravillosos, imposibles, hermosos. ¿Qué sería el imaginario colectivo sin su obra? Probablemente algo aburrido. Sus imágenes son tan repetidas y usadas que sufren ese velo de anonimato de las obras maravillosas, que todo mundo conoce y repite pero, por esto mismo, se va olvidando el autor.

escher

El Templo de las Mil Puertas

portada-michael-ende

Este es uno de mis laberintos favoritos. Lo encontramos en la fantástica novela de Michael Ende (que este año cumplió 35 años): La Historia Interminable. Es genial porque se trata de un laberinto de decisiones, y del que solo saldrás si sabes bien lo que quieres... La Historia Interminable nos enseña que la responsabilidad de nuestros deseos es más compleja de lo que creemos. Además, para encontrar El Templo de las Mil Puertas se necesita querer encontrarlo pero no desearlo. Así de enigmático resulta este lugar. Si se tiene la fortuna de encontrar el Templo de las Mil Puertas se podrá ir a cualquier lugar que se desee. Ten cuidado, este laberinto de decisiones puede estar detrás de cualquier puerta.

Laberinto del Torneo de los Tres Magos

Recordemos bien que se trata del (al final fatal) laberinto de la última prueba del Torneo narrado en El Cáliz del Fuego. Como en el mundo mágico las cosas son más fantásticas, en este caso mucho más amenazadoras, el laberinto estaba lleno de trampas, además, de una mortal que cambiaría el curso de las aventuras de Harry Potter.

triwizardcup

Es de destacar la presencia de una Esfinge en el laberinto. En el mundo mágico las Esfinges son criaturas mágica provenientes del antiguo Egipto. Son guardianas de tesoros y de uso restringido para los magos debido a su peligrosidad. Durante la prueba, en el laberinto, la Esfinge custodiaba el camino más corto, para acceder a este se tenía que resolver un enigma, (las Esfinges los adoran). Harry Potter lo hace.

«Tenía el cuerpo de un león: grandes patas con garras y una cola larga y amarillenta que terminaba en un mechón castaño. Su cabeza, sin embargo, era la de una mujer. Volvió sus ojos almendrados hacia Harry mientras se acercaba.»

Alicia

Los laberintos, muchas de las veces, son símbolo de una prueba a superar, ya sea personal, tangible o del inconsciente. De forma poética y simbólica se llega al centro del laberinto para encontrar a la "bestia", al minotauro a vencer (llámese como se llame). La redención será por medio de la muerte o por la comprensión del aprendizaje que nos tiene ahí. Pero eso sí, ya no seremos los mismos de antes. Así es como Alicia, cuando se encuentra en el País de las Maravillas recorre un laberinto que solo la llevará a muchas más aventuras bizarras.

alice-in-wonderland1

Labyrinth

Ahora bien, en el cine el símbolo del laberinto también se ha convertido en la locación perfecta para diversos films, tanto de forma física como metafórica. Así, esta cinta de 1986 del gran Jim Henson. Es una de mis películas favoritas, por la fantasía, por Henson, por David Bowie como Jareth the Goblin King, por la jovencita Jennifer Connelly, por las criaturas de Henson y, claro, por el Laberinto en sí.

Cube

Esta película pone en juego las habilidades de 7 personas extrañas para resolver el enigma, el Cubo. ¿Será acaso el cubo la razón de la vida y, salir de él la salvación o la perdición? Recordemos que los laberintos tienen su propia clasificación por su forma, sin embargo, no hay restricciones en esto.

Alien vs. Predator

"Whoever wins... we lose" y con "we" se refiere a los humanos. Este épico encuentro de criaturas deja a la raza humana como una especie de estorbo. Claro que lo que aquí nos interesa es el laberinto que se despliega, activada por los humanos "curiosos", y que cambia de forma cada 10 minutos. Supervivencia y encrucijadas son, de nuevo, los elementos que el laberinto trae consigo implícitamente.

Pan's Labyrinth

Cómo decía arriba, muchas veces los laberintos cobran la vida, a veces tiene que correr a manos del que se convertirá en héroe, al vencer al ser que habita en el interior del laberinto. Pero otras veces, el sacrificio corresponde al mismo héroe. Así pasa con Ofelia, aunque su sacrificio se ve recompensado con una vida mágica. La belleza de los laberintos nos llevan a resolver los enigmas de la existencia.

The Shining

Como si no fuera bastante locura lo que sucede con cada personaje de esta historia, hay un laberinto físico fuera del hotel donde la familia Torrance pasa el invierno. ¿Qué será más enloquecedor, el propio laberinto mental de cada personaje, el crudo invierno, las fantasmas internos y del lugar o el laberinto en sí? Difícil, ¿no?

elresplandor_04

Maze Runner

Esta historia es mucho más reciente, de 2009. Una trilogía y una precuela completan esta historia de James Dashner. También se realizó, este año, una película basada en el primer libro. Al menos en esta primera parte de la historia vemos a un grupo de jóvenes en el centro de un laberinto viviendo en comunidad. En este caso, el laberinto es un "ser" vivo que cambia día a día imponiendo un enigma para los chicos que viven dentro de él.

Como siempre, esto no es un artículo completo o definitivo hasta conocer tus aportaciones en los comentarios. ¿Cuál laberinto de ficción es tu favorito, cuál faltó por mencionar, qué es lo que más te gusta de los laberintos?