Hace unos meses fue anunciada la Samsung Galaxy Tab 4, después de las Tab Pro y Note Pro, y poco antes de las nuevas Tab S. Quedaron como la línea de tablets de Samsung de gama de entrada, con especificaciones y precios contenidos. Menos de un año antes, Nook se retiró rápidamente tras su primera incursión en el mercado de las tablets. Hoy, ambos actores se han aliado para presentar su primer producto conjunto.

Es la Samsung Galaxy Tab 4 Nook, la versión propia de Nook de la tablet de Samsung con su plataforma de lectura integrada. Por lo demás es exactamente igual que la Galaxy Tab 4 original, tanto en especificaciones como en precio: 7 pulgadas y resolución 1280 x 800 píxeles, por unos 179 dólares.

Es la solución de Nook para volver a las tablets de bajo coste sin tener que arriesgarse a lanzar su propio hardware, tras el fracaso de 2012 y 2013 de la compañía de Barnes & Noble. No será la única vez que busquen un aliado externo, próximamente más marcas sucederán a Samsung ofreciendo su versión Nook de algunas tablets de bajo coste. Su principal competencia, básicamente, serán los Kindle de Amazon, especialmente los Fire y Fire HD o HDX. No obstante, los dispositivos de Nook mantendrían una ventaja sobre ellos: el acceso a Play Store y a Google Services.