Ayer publicaba acerca de Jack Thompson este abogado famoso por demandar a empresas creadoras de videojuegos culpándolos de la violencia y tiroteos en empresas que está usando la matanza en Virginia Tech como forma de método de auto-publicidad y peor aún: para "auto-darse" la razón.

Pues de acuerdo a la orden de cateo del dormitorio de Cho Seun Hui, no se encontró ninguna consola de videojuegos o juegos para su computadora, también su compañero de cuarto aseguró que nunca lo ha visto sentado frente a la TV o un monitor jugando un videojuego.

El famoso Dr. Phil que sale en la TV solucionándole la vida a varias personas en menos de una hora también estuvo culpando a los juegos de este tipo de masacres. Thompson y el tendrán que buscarse otra excusa para seguir tapando el hecho que es la misma sociedad estadounidense la que tiene el problema.

(Vía Menéame)