Excelente historia para este Halloween: Flores y tributos fueron dejados en un callejón de Liverpool donde el cuerpo muerto de un bebé fue descubierto, pero la policía se dio cuenta que sólo era un feto de pollo. Personas sensibles dejaron decenas de flores y notas, una de las cual decía:

Descansa en paz pequeño bebé. Seguro en los brazos de Jesús. De alguien que es una madre amorosa xxxx

La policía de la zona dijo a la gente:

dejen de llorar, es sólo un feto de pollo

¡Qué insensibles!

(Vía Boing Boing)