Los drones son, claramente, uno de los regalos estrella de estas navidades. Pocas casas se han librado de tener uno de estos pequeños robots volando/rodando por sus habitaciones. Hay para todos los gustos y bolsillos. Los más avanzados, como los DJI, cuentan con sus propios mandos y apps que permiten ver lo que graban. Después tenemos los drones de carácter lúdico, como los de Sphero o Parrot, que prescinden del mando para ser controlados desde el móvil gracias a una app y una conexión Bluetooth. Si tu dron pertenece al último grupo no tardes en descargarte del App Store Tickle, una aplicación gratuita que permite programar los movimientos de nuestro dron para crear, por ejemplo, desde un "piloto automático" hasta un juego en el que mezclemos el mundo real con el virtual.

La app nació con la idea de llevar al mundo móvil uno de los lenguajes de programación más básicos que existen, Scratch 2.0, y así poder acercarlo aún más a los niños. Aunque, a diferencia de otras apps enfocadas a enseñar programación a los más pequeños, cuenta con una característica única: se comunica con algunos de los drones "de juguete" más populares del mercado, lo que lo convierte en el complemento ideal para cualquiera que tenga uno. Además, teniendo en cuenta que es gratis para todo el mundo gracias a los patrocinadores que contribuyeron a su financiación en Kickstarter, no hay excusa para no probarla. La lista de dispositivos compatibles en la fecha de publicación de este artículo es la siguiente:

La lista de acciones que podemos utilizar para controlar nuestro dron varía según el modelo que tengamos y sus características. En el caso de los dron aéreos podemos controlar su altitud, desplazamiento e incluso podemos realizar acrobacias. Mientras, en los terrestres podemos controlar las luces, desplazamientos, colores e incluso (en el caso de Sphero) usar sus sensores de movimiento y giroscopios para controlar lo que ocurre en la app (por si creamos un juego). Esta no es la primera app que nos permite programar las acciones que realiza nuestro dron, en el caso del Sphero SPRK cuenta con una aplicación muy similar, pero si es la primera que soporta múltiples drones de distintos fabricantes.

Tickle-Sphero-Ollie

Tickle controlando el Sphero Ollie


En unos pocos minutos podemos conseguir que nuestro dron haga piruetas Crear un programa que controle nuestro dron es tan simple como arrastrar y soltar un par de bloques, de manera similar a lo que ocurre con Workflow, por lo que cualquiera puede utilizar Tickle: desde los más pequeños hasta los usuarios más avanzados. Los proyectos que creemos se pueden compartir y cuando elegimos crear un programa para un dron se carga un pequeño ejemplo. Esto hace que podamos acceder fácilmente acciones ya terminadas, pero el objetivo de Tickle es que las creemos nosotros mismos.

En mi caso he estado probándolo con el BB-8 de Sphero y no he tenido ningún tipo de problema, ni de conexión ni de control. Si queremos crear algo elaborado puede llevarnos un par de horas, pero si simplemente queremos jugar un rato con Tickle y BB-8 en unos pocos minutos podemos crear algo gracioso y divertido. Esto hace que la app sea perfecta tanto para jugar un rato como para ser la base de un proyecto más elaborado y planificado.

Puedes descargar Tickle de manera gratuita en el App Store. De momento solo está disponible para iPhone e iPad.

Te recomendamos

Puedes intercambiar opiniones con otros lectores de Hipertextual en nuestro canal de Slack. (¿Por qué ya no hay comentarios?)