Phil Spencer, el máximo responsable de la división de videojuegos de Microsoft, ha anunciado el compromiso por parte de la compañía de llevar la saga Call of Duty tanto a las consolas de Nintendo (incluyendo la Switch) como a Steam durante los próximos diez años. Siempre y cuando, eso sí, la compra salga adelante.

Este acuerdo se produce en un momento en el que los diferentes reguladores evalúan con lupa la compra de Activision Blizzard por parte de Microsoft. Dichos organismos temen que la venta de la compañía –con franquicias clave en el sector como Call of Duty– pueda desestabilizar la industria de los videojuegos y dañar severamente a empresas rivales como Sony o Nintendo.

La empresa norteamericana, ante estas preocupaciones, también ha ofrecido llevar Call of Duty a las consolas de Sony durante los próximos diez años –incluyendo, en teoría, todo el ciclo de vida de PlayStation 5 y, en teoría, los inicios de PlayStation 6 (o PS6). Asimismo, Microsoft se ha comprometido a mantener Call of Duty disponible en Steam además de en su propia tienda.

Una incógnita mayúscula respecto a la llegada de Call of Duty a Nintendo Switch es si la consola será capaz de ejecutar la misma versión que Activision Blizzard ofrece en estos momentos tanto en Xbox como en PC y Playstation 5. En relación a esto, Phil Spencer ha asegurado en declaraciones a The Washington Post que la compañía tiene experiencia tanto llevando títulos a las consolas de Nintendo como desarrollando juegos multiplataforma.

Que los acuerdos propuestos por Microsoft tengan una duración de diez años no implica que, una vez transcurrido dicho periodo, la compañía retire inmediatamente los títulos de otras plataformas. Phil Spencer ha recalcado en varias ocasiones que ese número se especifica por razones legales, pero la intención de la compañía es ir más allá.

«Se trata simplemente de elegir una fecha de caducidad, no con el objetivo de que caduque alguna vez, sino, simplemente, porque la jerga legal del documento tiene que indicar una fecha. Pero, una vez comencemos a trabajar con una plataforma, tal y como hicimos con Minecraft, tanto en PlayStation como en la plataforma de Nintendo, nuestro objetivo sería continuar apoyando a esos clientes”.

Phil Spencer en The Washington Post

El éxito de ‘Call of Duty: Modern Warfare 2’ demuestra la trascendencia que tiene

El lanzamiento de Call of Duty: Modern Warfare 2 ha sido un éxito absoluto, acercándose en solo una semana a las ventas totales de Call of Duty: Vanguard, su predecesor. También se ha asentado rápidamente entre los videojuegos más vendidos del año, pese a llevar pocas semanas a la venta.

Esas excelentes cifras son un gran reflejo de la trascendencia que tiene la saga en el sector y cómo la restricción del título a una única consola –la de Microsoft– podría afectar a las dinámicas de la industria –empujando a millones de usuarios de una plataforma a otra–.

Microsoft, no obstante, ha insistido en su compromiso de mantener Call of Duty en otras plataformas, pese a las dudas tanto de los reguladores como de su competencia (Sony). ¿Logrará la empresa estadounidense convencer a todos esos actores y cerrar la compra en 2023, como está previsto?

Deja un comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario