Una de las características más útiles e interesantes de WhatsApp, es la posibilidad de poder utilizar la aplicación en el ordenador, ya sea a través de la versión web, o mediante la versión de escritorio. Esto, sin embargo, tiene un inconveniente que, además, se ha intensificado desde que la plataforma incluye el modo multidispositivo. Si alguien se deja su cuenta abierta en un PC, y otro usuario accede a ese ordenador, puede leer fácilmente las conversaciones, pues los mensajes se sincronizan incluso cuando el dispositivo principal no tiene conexión. Meta, no obstante, ya está trabajando en una función para evitar esto.

Según informa el portal WaBetaInfo, la compañía está desarrollando una característica que permitirá bloquear el acceso a WhatsApp web —o su respectiva versión de escritorio— mediante una contraseña o PIN. De este modo, siempre que el usuario quiera entrar a su cuenta y chatear o leer las conversaciones, deberá introducir primero una clave de acceso. WhatsApp, eso sí, permitirá activar esta función de forma opcional. Es decir, será el propietario quien escoja si quiere o no crear una contraseña que deberá introducir cada vez que acceda a la plataforma de mensajería.

La función, eso sí, puede resultar extremadamente útil en ordenadores compartidos. Por ejemplo, en equipos que se utilizan para el trabajo, la universidad, etc. Si bien el acceso también se restringe al cerrar sesión, la posibilidad de incluir una clave ofrece un extra adicional de seguridad para cuando, por ejemplo, a alguien se le olvida desconectarse. WhatsApp, no obstante, todavía está trabajando en esta característica, por lo que se espera que esté disponible en las próximas semanas.

WhatsApp ya permite bloquear el acceso en iOS y Android

WhatsApp

La app de mensajería, recordemos, también permite proteger el inicio en su app para iOS y Android. En este caso, el usuario puede activar en WhatsApp el bloqueo mediante Face ID o lector de huellas desde los ajustes del sistema. De este modo, cualquier persona que use su dispositivo tenga el acceso restringido a la plataforma y, por tanto, a las conversaciones.

Instagram, que al igual que WhatsApp es propiedad de Meta, también está trabajando en la posibilidad de bloquear el acceso a los mensajes directos. Es decir, el usuario deberá introducir un PIN siempre que quiera leer un mensaje o chatear con cualquier usuario. Las conversaciones, además, estarán cifradas de extremo a extremo, algo presente en WhatsApp desde hace años.

Deja un comentario

Deja tu comentario