Android 13 lanzó hace unos pocos días su primera beta oficial. Esta versión, que ya puedes instalar en tu móvil compatible; llega con algunos cambios con respecto a la developer preview que fue lanzada previamente. En esta ocasión, parece que Google se ha tomado en serio los permisos de las apps... tal vez demasiado.

Tal parece que Android 13 no te permitirá conceder permisos a ciertas aplicaciones que considere 'abusivas'. De esta forma, cierto tipo de apps no podrán acceder a la información de nuestro móvil, incluso si estamos dispuestos a dárselos.

Hasta ahora, los límites de Android en cuanto a permisos de apps eran bastante precarios. De hecho, en algunas versiones anteriores vemos cómo ciertos permisos se encuentran agrupado dentro de categorías; en lugar de ofrecer un control más específico para cada cosa. Pues parece que desde Mountain View se han puesto las pilas, y ahora Android 13 ofrece una barrera extra para dificultar el acceso de terceros a nuestra información privada.

Esta restricción, eso sí, aplica a las apps que instalemos por fuera de la Play Store. Lo anterior se debe a que, aunque la tienda de apps de Google es un lugar medianamente seguro; muchos servicios o webs piden a sus usuarios que instalen APKs desde fuentes externas al método oficial. Así, es mucho más sencillo que ciberdelincuentes o compañías malintencionadas se aprovechen de la falta de escudos de seguridad.

No se trata de una restricción total, así puedes sortear esta función de Android 13

Permitir configuración restringida en Android 13. Imagen de Gizchina

Por supuesto, Android no prohibirá enteramente los permisos a este tipo de aplicaciones. En caso de estar buscando modificarlos para una aplicación en específico, podrás hacerlo. Lo bueno es que Android 13 crear un entorno más seguro para aquellos usuarios que no tengan idea de cómo funcionan los permisos de apps en su móvil.

Si quieres conceder permisos a aplicaciones que has instalado por métodos distintos a la Play Store, solo tienes que activar una opción. Se trata de 'Permitir configuración restringida', función que te permitirá conceder o denegar permisos a este tipo de apps y servicios.

Para activarla, solo tienes que ir al menú de información de cada aplicación y activar la opción anteriormente mencionada. Listo, ahora ya tendrás más libertad, aunque al coste de una menor seguridad.

Una nueva etapa para Google

Afortunadamente, parece que Google se está tomando en serio este apartado. Lo mejor es que, en el proceso, no le está quitando libertades a sus usuarios.

Recordemos que muchos ataques de malware llegan a nuestro móvil a través de este tipo de apps. Cualquier aplicación maligna instalada en el smartphone puede acceder a los datos e información de nuestra cuenta, y podríamos vernos seriamente afectados en este caso.