Elon Musk ha aprovechado su visita a la nueva Gigafactory de Tesla en Austin, Texas, para ofrecer nuevos detalles del esperado Cybertruck, el pickup eléctrico de la compañía que se anunció en noviembre de 2019 y que debió haber llegado en 2021. El magnate ha dejado claro que no habrá más retrasos en la producción de este modelo y que se entregará el próximo año, tal y como estaba previsto. Ha revelado, además, que el último prototipo tiene una nueva modificación en su diseño.

El CEO de Tesla solo ha reiterado lo que reveló a sus inversores tras anunciar los resultados del cuatro trimestre de 2021, que el modelo entrará en producción, y por lo tanto se entregará a los primeros clientes, en 2023. El Cybertruck, recordemos, ha sufrido varios retrasos desde su anuncio a causa de diferentes problemas en su producción. Debió llegar en 2021, pero meses antes de que terminara el año Tesla confirmó el retraso e introdujo una nueva fecha: 2022.

A inicios de este año, sin embargo, la compañía confirmó que la producción no iniciaría hasta 2023 como parte de una estrategia para evitar que la fabricación de los modelos actuales (Model 3, Model Y, Model S y Model X) se viese afectada por la del mencionado pickup eléctrico. Otra de las causas del retraso del Cybertruck ha sido el interés de la compañía por mejorar la conducción autónoma total. De hecho, este año no se espera la llegada de nuevos vehículos eléctricos por parte de Tesla, como el camión eléctrico Semi y el rumoreado vehículo económico, conocido como Tesla Model 2.

El Tesla Cybertruck ahora no tiene manecillas

Además de la fecha de entrega definitiva del Cybertruck, Elon Musk también ha confirmado un pequeño pero interesante cambio en el diseño del vehículo. El pickup ahora no tiene manecillas en las puertas. Estas, en cambio, se abren automáticamente. "Creo que esta va a ser nuestra obra maestra", ha mencionado Musk en el evento de inauguración de la Gigafactory refiriéndose al Cybetruck. "Puedes ver algunos de los cambios que ya hemos hecho, no hay manecillas. ¿Quién necesita asas?", subrayaba el magnate.

Según Musk, el Cybertruck será capaz de detectar cuándo el propietario está cerca y abrirá las puertas automáticamente. Hasta ahora, los modelos que la compañía ha mostrado en diferentes eventos incluían unas asas similares a las del resto de vehículos de Tesla.

Tesla también modificó algunos elementos del diseño de su Cybertruck para poder cumplir con las diferentes homologaciones. Entre ellos, la inclusión de unos retrovisores, un limpiaparabrisas en la luna delantera.