Luego de un adelanto filtrado, un teaser de tres minutos y un tráiler de tres minutos más, Spider-Man: No Way Home tendrá otro tráiler. El lanzamiento se realizará en Reino Unido durante la próxima semana. Aunque aún no está claro el día ni la hora, se espera que sea un nuevo contenido de alrededor de dos minutos, algo a medio camino entre un teaser y un tráiler. 

La información fue revelada por el portal Screen Rant, que cita un registro de la British Board of Film Classification en el cual está programado el lanzamiento de un nuevo contenido sobre Spider-Man: No Way Home para la próxima semana, cuando también se estrenará la película. El site detalla que no está claro qué tipo de contenido se verá, si se trata de un resumen de los contenidos anteriores o habrá nuevas imágenes.

En cualquier caso, es válido hacerse la pregunta: ¿qué sentido tiene otro adelanto sobre una de las producciones más comentadas, interpretadas y rumoreadas de los últimos años? Como todo, hay posibles beneficios y riesgos. 

Spider-Man: No Way Home: un boom de likes y marketing

El teaser publicado el 23 de agosto de este año tiene hasta el momento 79.198.595 visualizaciones. Los likes sobre la publicación se acercan a los 3 millones mientras que los comentarios totales van por 175.653. Un fenómeno que en su momento explotó YouTube y distintas redes sociales. Desde las reacciones en respuesta a un tuit, los memes, hasta los fragmentos compartidos en Instagram con las imágenes. 

Casi tres meses después de ese lanzamiento, llegó el primer tráiler de Spider-Man: No Way Home. Se estrenó el 16 de noviembre y ocurrió un fenómeno similar al anterior. Una oleada de likes, comentarios, reacciones, visualizaciones y otras acciones válidas dentro del universo de las redes sociales. El impacto de este contenido en cuanto a métricas fue un poco menor que el anterior. Hay una explicación posible para eso: el teaser salió después de que se filtraran imágenes que resultarían ciertas. Había mayor expectativa.

Muchas imágenes se repiten en uno y otro, aunque el segundo aporta detalles clave en relación con los villanos de Spider-Man: No Way Home y algunos puntos clave de la trama, por no entrar a interpretar la cantidad de referencias entre las distintas franquicias de Spider-Man. En ese contexto, se mantiene la duda: ¿qué sentido tiene otro adelanto, a pocos días del estreno de la película? 

Una de las respuestas posibles tiene que ver con generar otro boom de likes e impacto en las redes sociales para cerrar toda la campaña de difusión sostenida durante estos meses. Desde un punto de vista narrativo, no se intuye ninguna revelación sorpresiva, como la confirmación o no de Charlie Cox interpretando a Matt Murdock o la presencia de algún otro Peter Parker.

Date de alta en Disney Plus ahora y ahorra gracias a la suscripción anual, con la que podrás disfrutar de todo su catálogo de series y películas, acceso a los últimos estrenos, al catálogo de Star y a los mejores documentales de National Geographic.

El riesgo de “contar la película”
o no decir nada nuevo

Si el nuevo avance sobre Spider-Man: No Way Home no ofrece alguna novedad, quedará claro que se trató de parte del plan de marketing. Una movida legítima que puede generar alguna contraindicación: ¿por qué volver sobre las mismas imágenes? ¿Y si a través de los avances, en los que se incluyen los adelantos televisivos, “se cuenta toda la película? Aunque parezca una exageración, puede no serlo: lo más probable es que cada persona que haya seguido la dinámica de Tom Holland como Peter Parker durante este año tengan clara cuál será la estructura de la película.

Hace unos días, Amy Pascal, la productora de Spider-Man: No Way Home, advertía que los spoilers dentro de esta producción pueden alterar de forma notable la experiencia de usuario. No le falta razón. Otra cara de esa lectura tiene que ver con cuánto adelantan las productoras. En este caso, no se trata solo de confirmar si Daredevil o Venom aparecerán. En esa discusión también entran en cuenta otros factores de la trama, como la relación entre Peter Parker y Doctor Strange, que ya parece bastante resumida entre teaser y tráilers. 

Si se trata de cuidar la propuesta, también entran en juego esta clase de adelantos. Es válido pensar que se trata de una capa de la estrategia comercial y, a su vez, eso habilita volver sobre la pregunta: ¿cuál es el sentido, teniendo en cuenta que la preventa para el estreno de Spider-Man: No Way Home está agotada y generó diversos problemas en varias plataformas por el tráfico de personas interesadas? Parece extremo imaginar un escenario en el que la recaudación de esta película, su aceptación dentro del fandom y la influencia sobre la Fase 4 del Universo Cinematográfico de Marvel no sea tremenda. Así las cosas, quizá convendría solo esperar y, lo más probable, disfrutar desde cada lado de este proceso antes que insistir sobre contenidos.