Después de varios días de expectativa, finalizó la subasta del primer iPhone del mundo en incorporar un USB-C. El proyecto, que estuvo a cargo de Ken Pillonel, un estudiante de la maestría de robótica de la Escuela Politécnica Federal de Lausana, Suiza, captó la atención de todo el mundo, y no fueron pocos los interesados en hacerse con este particular dispositivo. El smartphone, un iPhone X de 64 GB de almacenamiento, se puso a disposición del mejor postor a través de eBay, y la puja se cerró en nada menos que 86,001 dólares.

La venta del dispositivo arroja varios datos peculiares. Por un lado, la subasta tuvo un pico de atención que hizo subir el precio en el comienzo de la disputa, pero luego se "estancó". A comienzos de noviembre el valor ya rondaba los 85 mil dólares; es decir que en la última semana la suma prácticamente no se movió. La otra cuestión singular es que el comprador pagó casi 80 veces más de lo que vale el iPhone 13 Pro Max —cuyo precio comienza en 1099 dólares— para quedarse con un móvil de más de 4 años de antigüedad.

No quedan dudas de que este iPhone X con puerto USB-C es único en su tipo, y por ello tiene un valor especial. Sin embargo, no deja de ser curioso que alguien esté dispuesto a pagar tanto dinero por el mod de un smartphone. Sería interesante conocer la opinión de Tim Cook y compañía, aunque es una realidad que en Apple no son muy entusiastas de que se apliquen modificaciones a sus productos.

Foto por Bagus Hernawan en Unsplash

El iPhone X con USB-C cierra una subasta histórica en eBay

El proyecto de Pillonel para cambiar el puerto Lightning del iPhone por un conector USB-C completamente funcional demandó varios meses de trabajo. Si bien la iniciativa se conoció en octubre cuando la modificación ya había sido concretada, el estudiante de robótica debió afrontar varios desafíos para que el hack dé resultado.

Según explicó el propio autor de esta iniciativa, inicialmente trabajó sobre un cable USB-C a Lightning. Posteriormente diseñó e hizo fabricar un circuito flexible con el puerto USB-C y lo incorporó al iPhone X en lugar del conector propietario de Apple. Poco tiempo atrás compartió un detallado vídeo en su canal de YouTube en el que explica paso a paso cómo logró la adaptación.

De hecho, toda la información necesaria para incorporar el puerto USB-C en un iPhone se encuentra disponible de forma libre en un repositorio de GitHub. De todas maneras, es improbable que un usuario común y corriente sea capaz de replicar a la perfección lo hecho por Pillonel.