Los renovados MacBook Pro de 14 y 16 pulgadas pueden configurarse con dos procesadores. Por un lado, un chip M1 Pro que dobla en rendimiento al chip M1 anunciado el año pasado. Por otro, un chip M1 Max enfocado a los usuarios realmente profesionales. Esta versión vitamina integra hasta 32 núcleos de potencia gráfica. Por si fuera poco, Apple parece ocultar un modo de alto rendimiento para el MacBook Pro con este procesador.

Steve Moser, editor de MacRumors, ha descubierto que el código fuente de la última beta macOS Monterey incluye indicios de un modo de "alta potencia". Al parecer, Apple permitirá activar esta opción en el MacBook Pro M1 Max para mejorar el rendimiento en tareas más exigentes. La función se describe de la siguiente manera: "Tu Mac optimizará el rendimiento para soportar mejor las tareas que consumen muchos recursos. Esto puede repercutir en un ruido más fuerte en los ventiladores".

Esta característica es muy común en portátiles Gaming, donde priorizan rendimiento frente a un elevado sonido en el sistema de disipación de calor (ventiladores). Puede ser útil para juegos, dado a que requieren de una mayor potencia gráfica. No obstante, en el Mac se aprovecharía para una mejor ejecución de aplicaciones o procesos realmente pesados.

Un modo de alto rendimiento que probablemente nadie vaya a usar en su MacBook Pro

Curiosamente, Apple confirmó (vía MacRumors) que el nuevo sistema térmico de los MacBook Pro de 14 y 16 pulgadas incluye unos ventiladores que son capaces de crear un flujo de aire hasta un 50% mayor en velocidades más bajas. Pero que, sin embargo, en la mayoría de casos estos ventiladores nunca se encienden. Es probable que ese modo de alto rendimiento oculto sí active los fans distribuidos en el interior del equipo, aunque todo apunta a que será una función poco utilizada.

El modo oculto de alto rendimiento, además, no solo parece estar limitado a los MacBook Pro con un chip M1 Max, sino que únicamente se aplica a los modelos de 16 pulgadas. Los modelos de 13 pulgada con chip M1 tampoco parecen mostrar esta opción en el sistema.

Más allá de este oculto modo de alto rendimiento, el nuevo MacBook Pro de Apple promete ser uno de los equipos más potentes de la actualidad. Las escasas pruebas de rendimiento de los nuevos chips M1 Pro y M1X han demostrado que los nuevos SoCs de Apple —sobre todo el mundo superior— superan en rendimiento gráfico a la PlayStation 5 y las gráficas más potentes de Nvidia.